Guardar piel tatuada: nueva tendencia de luto

Guardar piel tatuada de seres queridos es la nueva tendencia de luto entre los estadounidenses. Tras fabricar joyas con cenizas y cabellos de las personas, la apuesta ahora es un tanto más macabra. Quienes alguna vez perdieron a un ser querido, saben que lidiar con la muerte representa un momento catastrófico en la vida.

Guardar piel tatuada(1)

Tradicionalmente, la forma de honrar la memoria de esa persona incluye un funeral y la decoración de la tumba con flores. Sin embargo, existen formas mucho más originales de hacerlo. Save My Ink Forever es un servicio de tatuaje que elabora auténticas piezas de arte a partir de la tinta recuperada en los cadáveres de seres queridos.

Guardar piel tatuada de los muertos.

“Tenemos la misión de ayudar a que la historia de un ser querido continúe. Buscamos garantizar que el espíritu y legado de las personas que amas se conserven para las próximas generaciones”, señala una breve descripción en el portal de la iniciativa. “Elaboramos mucho más que una imagen. Recibes el tatuaje real, transformado en una obra de arte enmarcada”.

La empresa estadounidense desarrolló un proceso especial que altera permanentemente la estructura química de la piel. Con esto no solo evitan la descomposición del órgano, sino que preservan la tinta. Actualmente, la empresa colabora con más de 20 funerarias privadas en Estados Unidos. Además, ya tiene sucursales en Canadá y el Reino Unido.

“Esta es tu ceremonia funeraria”, señala Kyle Sherwood, uno de los conservadores de tatuajes y CEO de Save My Ink Forever. “Para ellos, esto significa mucho más que una misa en la iglesia”. Y debe ser verdad, pues el proceso para remover y conservar el tatuaje, hasta entregar el resultado final, se lleva tres meses.

El primer paso es que los clientes indiquen el área donde se encuentra el tatuaje y su aspecto. Posteriormente, un agente funerario con licencia retira el tejido y lo envía al laboratorio de Save My Ink Forever. “Las familias suelen mostrarse muy agradecidas cuando reciben la pieza. Dicen sentir que sus seres queridos están presentes, pues vieron aquel tatuaje todos los días y ahora tienen un trozo de la persona con ellos”, señala Sherwood.

tatuje conservado de un muerto

Conservando tatuajes de seres queridos.

“Algunos toman las cenizas y las convierten en diamantes. En la era victoriana, cortaban el cabello y fabricaban collares. Esto no es muy distinto”, explica Sherwood refiriéndose a Eterneva. Esta empresa estadounidense se hizo famosa tras su aparición en un capítulo de Shark Tank. Básicamente, transforma las cenizas o cabellos de seres queridos en diamantes.

Save My Ink Forever espera tener un éxito similar. Y a juzgar por su expansión a Reino Unido y Canadá, parece que va por buen camino. Pero, la iniciativa enfrenta algunas barreras legales. Por ejemplo, en Estados Unidos no existe un marco legal que autorice a un agente funerario retirar el trozo de un cadáver para enviarlo a una empresa con fines de preservación.

Es más, en algunos estados aún están vigentes las “leyes de abuso de cadáveres”. Donde se prohíbe el tratamiento de los restos mortales de una forma que un tribunal pueda considerar “irrespetuosa”. Don Ferfolia, el asesor jurídico de la empresa, señala que el descargo de responsabilidad firmado por las familias excluye al agente funerario de cualquier proceso legal.

“Tenemos estándares y calidad. Garantizamos que todo se trata de forma digna”, señala Sherwood. “Algunos de esos artistas tatuadores son Picassos y Rembrandts modernos que simplemente no reciben el crédito que se merecen porque utilizaron tinta y piel en lugar de pintura y tela”, acusó el CEO de Save My Ink Forever.

Te puede interesar.

Deja un comentario