¿Cuáles son los límites de latidos en un corazón humano?

El corazón de una persona entre los 15 y 20 años de edad suele latir a un mínimo de 60 y un máximo de 90 veces por minuto, hablamos de las condiciones en alguien joven y saludable. Pero si repentinamente la frecuencia cardíaca rebasa o cae por los límites antes mencionados, esto no significa que tenga algún tipo de enfermedad. El corazón se encuentra conectado al cerebro y al cuerpo por estímulos nerviosos que le indican cuánto necesita trabajar.

corazon humano

En algunos individuos, el nervio simpático (encargado de liberar la adrenalina) actúa con más fuerza, provocando que la persona sienta mucho más fácilmente cuando su corazón acelera. En otras personas, la función del nervio vago (que impulsa los latidos) es más percibida. Es suficiente con una situación que estimule ambos nervios. Por ejemplo, cuando se hace ejercicio la frecuencia cardíaca puede llegar a 150 o 160 ppm (pulsaciones por minuto) sin que esto represente una amenaza para la salud.

Ahora imagina que estás en el estado más profundo del sueño. Acostado en la cama, sin moverte ni realizar algún tipo de esfuerzo, tu metabolismo es mucho menos intenso y tu cerebro prácticamente se desconecta. Mientras dormimos, es normal que la frecuencia cardíaca alcance las 40 ppm, también sin causar ningún tipo de problema. Después de todo, siempre despertamos bien al día siguiente, ¿no?

Otro factor que influye mucho en la frecuencia cardíaca es la edad. Un recién nacido presenta entre 120 y 140 ppm, pues aún no desarrolla por completo los sistemas de regulación del sistema circulatorio.

Además, una frecuencia cardíaca más alta lleva más oxígeno al corazón de los bebés. A medida que crecen, las pulsaciones van disminuyendo. Décadas más tarde, en la tercera edad, sus latidos probablemente serán más espaciados, entre 50 y 80 ppm.

 

Un motor alterado.

Cada corazón tiene su ritmo, pero las alteraciones bruscas pueden conducir a la muerte.

tacometro audi R8

 

Desacelerando.

Una frecuencia cardíaca muy baja provoca que una menor cantidad de oxígeno circule por el cuerpo. Cuando estás acostado y quieto, incluso dormido, probablemente no existe ningún problema si tu corazón trabaja a 30 ppm. Pero tener esta frecuencia cuando estás despierto y de pie, puede provocar desmayos y, en casos extremos, la muerte.

 

El funcionamiento ideal.

Para un joven saludable la frecuencia cardíaca normal oscila entre las 60 y 90 ppm. Pero un atleta, por ejemplo, puede tener una frecuencia de 40 ppm y considerarse como algo perfectamente normal. Esto se debe a que su corazón es muy eficiente: cada latido entrega al cuerpo más sangre de lo normal, por lo que necesita latir menos veces.

 

A exceso de velocidad.

El corazón presenta dos movimientos: la diástole (cuando el órgano se llena de sangre) y la sístole (cuando la sangre es bombeada al cuerpo). Cuando un corazón se acelera, se acorta la diástole. Así, el órgano envía una menor cantidad de sangre al cuerpo, provocando cansancio y desmayos. Una frecuencia cardíaca que ronda las 180 ppm es una señal de alerta total y un peligro de muerte.

Sabias que
  • Mark Siano May 23, 2017

    Te faltó incluir la frecuencia cardiaca para atletas. Mi frecuencia cardiaca en reposo es de 39-40 ppm y en actividad física he llegado a más de 190 ppm.

    Saludos

    • Victor May 27, 2017

      Y de casualidad sabes de tu frecuencia cardiaca mientras estas dormido. Me parece muy interesante cómo se vuelve eficiente el corazón de un atleta.

  • Ana May 24, 2017

    ¿Partes por millón?

    • LuisF May 24, 2017

      Pulsos por minuto.

    • Anselmo Costecho May 24, 2017

      Hay que leer bien, señorita.

Comentar el artículo.