7 animales increíbles que usan herramientas

Cuando se habla de animales utilizando herramientas siempre se aborda un tema de enorme controversia, principalmente porque resulta complicado establecer un límite entre el instinto natural y la transmisión del aprendizaje cultural. Por ejemplo, ¿las nutrias aplastan caracoles contra las rocas porque son inteligentes y se han adaptado al entorno, o simplemente porque estos mamíferos poseen esta habilidad innata? A continuación, conocerás algunos casos de animales que utilizan herramientas, pero el nivel de inteligencia de estos seres vivos queda a interpretación de cada uno.

 

1 – Pinzón carpintero.

Se debe tener mucho cuidado a la hora de adjudicar el uso de herramientas a las aves, pues estos animales poseen instintos muy bien arraigados para construir nidos (la construcción de los nidos es una habilidad innata en lugar de un aprendizaje cultural). Pese a esto, por si sola la genética no es capaz de explicar el comportamiento del pinzón carpintero, un pájaro que suele emplear las espinas de los cactus para empujar deliciosos insectos fuera de sus escondrijos e incluso empalar, para después comer, vertebrados más grandes.

Camarhynchus pallidu. Foto por David Cook.

Más intrigante es el hecho de que si la espina o ramita no tiene la forma indicada, el pinzón carpintero modifica su herramienta para lograr sus propósitos, en un comportamiento que aparentemente involucra el aprendizaje a través de la prueba y el error. Este comportamiento del pinzón en las Islas Galápagos es el más impresionante, pero comportamientos similares han sido observados en cuervos y grajos.

 

2 – El pulpo del coco.

Amphioctopus marginatus. Foto por prilfish

Muchos invertebrados marinos tienen comportamientos oportunistas cuando se trata de ocultarse entre las rocas o los corales, pero el pulpo del coco (Amphioctopus marginatus) es la primera especie identificada en recolectar materiales para su albergue con aparente previsión. Este cefalópodo de dos pulgadas endémico de Indonesia ha sido observado recogiendo cáscaras de coco partidas por la mitad, nadando con ellas a lo largo de 15 metros, para después ordenarlas en el lecho marino y darles un uso posterior.

Supuestamente, otras especies de pulpos también se especializan en el uso de herramientas, protegiendo sus guaridas con caparazones, rocas e incluso trozos de basura, pero no está del todo claro si este comportamiento es más “inteligente” que el de los pájaros que construyen los nidos.

 

3 – Las nutrias.

Nutria en el agua roca

Smithsonian’s National Zoo

Pulverizar a sus presas valiéndose de rocas no es un comportamiento generalizado de las nutrias – aparentemente ha sido transmitido por los padres a su descendencia solamente en unos pocos “linajes” – pero aquellas que lo hacen son extremadamente hábiles con sus “herramientas”. Se ha visto a estas nutrias empuñando sus rocas (que almacenan en aletas de piel suelta bajo sus brazos) como martillos para aplastar caracoles, o a manera de “yunque” que ponen sobre su pecho para golpear los caparazones de sus presas.

Incluso se ha visto a las nutrias utilizar las rocas como palanca para sacar abulones de las rocas marinas. Es un proceso que puede requerirles de dos a tres inmersiones, y se han observado nutrias solas golpeando a estos invertebrados unas 45 veces en un lapso de 15 segundos.

 

4 – Los lábridos.

Choerodon anchorago

Choerodon anchorago, foto por Bernard DUPONT.

La familia de peces de los lábridos es característica por su diminuto tamaño, colores brillantes y sus increíbles habilidades de adaptación. Una especie de lábrido, el Choerodon anchorago, recientemente fue observado abriendo un bivalvo en el lecho oceánico, transportándolo con su boca a cierta distancia para después golpearlo contra una roca – un comportamiento que ha sido replicado al menos por otras tres especies de lábridos.

Quizá no se trate del mejor ejemplo del empleo de herramientas en el mundo animal, pero varias especies de lábridos funcionan como limpiadores en el océano, en conglomerados que se dedican a retirar los parásitos de peces más grandes.

 

5 – Orangutanes.

orangutan manipula tabla de dibujo

Elliott Fabrizio, Smithsonian’s National Zoo

En su estado salvaje, los orangutanes emplean palillos, ramas y hojas de la misma forma que los humanos usan utensilios, desarmadores y taladros. Los palillos funcionan como navajas suizas de los orangutanes, empleados por estos primates para sacar insectos de los árboles o retirar la semilla de los frutos. Las hojas son empleadas como “guantes” primitivos (cuando recolectan frutos de plantas espinosas), como paraguas y, enrolladas, como megáfonos que emplean para amplificar sus llamados.

También se ha observado a los orangutanes utilizar palillos para medir la profundidad del agua, proceso que implica una habilidad cognitiva superior a la de otros animales (aunque no todos los biólogos están de acuerdo en que ésta sea la correcta interpretación de este comportamiento único).

 

6 – Cocodrilos y caimanes.

Caimán del Mississippi

Caimán del Mississippi, foto por Judy Gallagher

Las personas que habitan cerca de estas especies saben que los cocodrilos y caimanes muestran mayor inteligencia que otros reptiles, como las tortugas y serpientes. Recientemente, un grupo de biólogos documentó la utilización de herramientas por un reptil: el caimán del Mississippi ha sido visto trasladando ramas en el hocico durante la época de anidación, cuando existe una feroz competencia por la recolección de materiales para fabricar los nidos.

Las aves desprevenidas y desesperadas observan estas ramas “flotando” en el agua y se sumergen para recogerlas, momento en que se convierten en el almuerzo del reptil. El mismo modus operandi se ha observado en el cocodrilo de las marismas en la India.

 

7 – Elefantes.

elefante juega con una rama

Elefante juega con una rama. Fotografía Chase Dekker.

Aunque los elefantes están equipados con “herramientas” evolutivas muy sofisticadas – nos referimos a esa enorme trompa flexible, estos mamíferos han sido observados empleando tecnología primitiva. Por ejemplo, se sabe que los elefantes asiáticos utilizan troncos caídos, a los que quitan las ramas con la trompa, como una herramienta primitiva para rascarse el lomo.

Más impresionante aún es el comportamiento de algunos elefantes al “cubrir” pozos de agua con cortezas de árbol, lo que previene la evaporación y evita que otros animales beban. Finalmente, algunos elefantes agresivos han cortado cercas eléctricas arrojando rocas grandes.

Biología
  • Chocoleirito Feb 1, 2018

    ¿No incluyeron a Peña tratando de plantar un arbol en Canadá?

Comentar el artículo.