18 métodos de tortura aterradores

En la edad media buscaban de todas las formas posibles reducir los indices del crimen. En lugar de castigar a los criminales encerrándolos durante algún tiempo en una celda, como se hace en la actualidad, utilizaban distintos dispositivos y métodos de tortura. Estos artefactos se produjeron de todas formas y tamaños, estaban ideados para disuadir a los otros criminales de no seguir cometiendo crímenes. Algunos de estos métodos son tan extraños que parecen sacados de la mente de un psicópata.

métodos de tortura portada

18 - A pan y agua.

El pan y agua se considera una dieta tan precaria, que cuando alguien no tiene que comer suele decirse que "vive a pan y agua". En las películas, aún está vigente el viejo cliché de que las peores cárceles mantienen a los prisioneros a pan y agua. Muchos considerarían que esta práctica es inviable en la realidad, sobre todo en una sociedad tan moderna como la occidental.

Resulta que la Marina de los Estados Unidos siguió aplicando el castigo del pan y el agua hasta 2019. Y no era una de esas leyes antiguas jamás usadas y olvidadas en los libros. El castigo se abolió en 2019 tras conocerse el caso de una embarcación cuya tripulación tuvo que soportar la práctica durante años.

marina de los estados unidos

El personal del USS Shiloh, a menudo referido como el USS Pan y Agua, sufrió un infierno a manos del capitán Adam Aycock. El hombre tenía una extraña predilección por castigar a los marineros con está limitada dieta ante la más mínima infracción. Se supo de un elemento sentenciado a consumir sólo pan y agua durante tres días sólo por mentir sobre lo malo que era el vecindario donde vivía su madre.

17 - Aplastado por un elefante.

Un elefante africano adulto puede pesar seis toneladas. Si uno de estos animales llega a pisarte, indudablemente morirías tras experimentar un breve torrente de agonía. Quizá por eso lo usaron como castigo en el pasado. En la Antigua Roma ser pisoteado por elefantes era el destino de algunos infractores, aunque el castigo era más socorrido en la India y todo el sudeste asiático.

La práctica estuvo vigente durante varios siglos, y sólo cayó en desuso tras la colonización británica en la India a lo largo del siglo XIX. El proceso no era tan simple como tender al infractor en el suelo y provocar una estampida. Los elefantes son animales capaces de aprender un montón de tareas a través del entrenamiento, y la tortura es una de ellas.

Los responsables de aplicar el castigo entrenaban a los elefantes para fracturar las extremidades del infractor, una a una. Finalmente, cuando el pobre desgraciado quedaba lisiado, el elefante lo remataba aplastando su cabeza.

Y no había que ser un gran criminal para recibir el castigo del elefante. Tanto ladrones como evasores de impuestos eran susceptibles a sufrir este trágico destino. El castigo se implementaba con un montón de técnicas distintas.

Por ejemplo, en Sri Lanka adjuntaban puntas filosas a los colmillos de los elefantes, de tal forma que podían destripar a los infractores. En Vietnam, los verdugos ataban a los infractores a estacas, de tal forma que permanecieran inmóviles mientras los elefantes los embestían. Después, los aplastaban hasta la muerte.

16 - El Juicio de Dios.

El Juicio de Dios o "la ordalía" es una forma de castigo amañada a favor de los acusadores. Prácticamente garantiza que la víctima recibirá un castigo sin importar sus argumentos de defensa. Un juicio por ordalía disponía de tres métodos para someter al acusado, y en cada uno de ellos demostrar la inocencia dependía de fuerzas sobrenaturales.

Uno de los más populares es el juicio por agua, probablemente por la familiaridad que tiene nuestra sociedad con los juicios practicados a las supuestas brujas. El acusado debía tomar un trago de agua bendita y luego arrojarse a un cuerpo de agua. Si flotaba, significaba que el agua lo rechazaba y por ello se le consideraba culpable. La pureza e inocencia del acusado sólo quedaba demostrada cuando se hundía hasta el fondo.

Las tres clases de ordalía.

Tampoco había que ahogarse para demostrar la inocencia. Solamente había que hundirse. De hecho, los verdugos mostraban disposición a salvar a los acusados y aun así considerar su inocencia. El único detalle es que las personas tienden a flotar.

tipos de juicio por ordalia

El juicio por hierro caliente implicaba calentar medio kilogramo de hierro al rojo vivo. Posteriormente, el acusado debía transportar con las manos el objeto incandescente durante tres metros. Si se negaba o lo soltaba en el camino, se consideraba culpable.

Sin embargo, el peor de los tres métodos era la prueba del agua caliente. Llenaban un largo caldero de agua, arrojaban una piedra al interior y esperaban a que hirviera. El acusado sólo se consideraba inocente cuando lograba meter el brazo y sacar la piedra del agua hirviendo.

También existió una modalidad de juicio por ordalía exclusiva para sacerdotes acusados de mal comportamiento. El Juicio por Hostia requería que los sacerdotes tomarán un trozo de hostia y lo comieran. Si lograban tragarlo sin ahogarse, era la muestra definitiva de su inocencia.

15 - La brida del regaño.

Básicamente, este castigo consistía en poner un bozal de hierro a los humanos. Más que un bozal, hablamos de una mascarilla metálica con un armazón que la mantenía pegada a la cabeza de la víctima. Era una forma de humillación pública cuyo objetivo principal era callar a las mujeres chismosas.

Y el aparato estaba diseñado específicamente para ese propósito. Se parecía a una brida para caballo, con un bocado metálico que ocupaba toda la boca de la persona que la portaba. Una vez que la brida del regaño quedaba en su sitio, la persona era incapaz de hablar. La mascarilla estaba allí tanto para mantener la boca en su lugar, como para humillar a la persona que la portaba.

la brida del regaño

El castigo empezó a implementarse a comienzos del 1500. En la década de 1880 se produjo una litografía donde aparece una mujer portando una de estas mascarillas metálicas con un letrero en el pecho que decía "regañada". El único crimen de las mujeres sometidas a este castigo era socavar la autoridad de su esposo, calumniar o quejarse de algo, como una violación. Como las palabras expresadas representaban el crimen, el castigo buscaba desanimarlas a que siguieran expresándose en el futuro.

14 - Poena Cullei.

Existe cierta polémica sobre si Poena Cullei alguna vez se promulgó tal y como se describe en algunos textos, principalmente porque el castigo tenía muchas variantes. En su forma más cruel y desconcertante, el castigo implicaba meter al acusado a un saco junto a otros animales vivos para después arrojarlo a un río.

Poena Cullei

El término Poena Cullei se traduce como "castigo del saco". Se dice que era el destino de aquellos que mataban a sus padres. El acusado era metido en un saco y, como específica al menos una descripción, lo acompañaba una serpiente, un gallo, un perro y un mono.

La hipótesis es que este castigo, aplicado de la forma descrita, provocaba que los animales arañaran y mordieran brutalmente a la víctima mientras todos luchaban por escapar del ahogamiento. Muchos dudan de la practicidad de esta forma de ejecución, sobre todo porque el saco debía ser muy grande para contener a todos al mismo tiempo.

13 - El bestiarii.

bestiarii

El bestiarii era una forma de muerte que implicaba la utilización de animales salvajes como tigres, leones, leopardos, pumas y otros, con el fin de castigar a los enemigos del Estado, o las personas culpables de delitos graves. Los condenados eran enviados a morir sin posibilidad de defenderse, ni un arma ni nada con lo que pudieran luchar contra las bestias.

Bestiarii fue el nombre que se le daba al hombre que perecía de esta manera y no a las bestias precisamente. Los animales eran encerrados durante mucho tiempo para provocarles una hambre extrema y para que comieran lo primero que tuvieran al alcance. A menudo no se necesitaban de muchas bestias para matar a un hombre, existen relatos de esta práctica en la que un león había comido a más de 200 hombres, los bestiariis.

12 - Aplastamiento.

Aplastamiento

La muerte por aplastamiento o prensado fue un método de tortura ampliamente utilizado por algunas culturas antiguas y varían de acuerdo al lugar. Este tipo de muerte no era controlada por un órgano, ni se estableció como una ley.

Fue un método común de ejecución en todo el sur y el sudeste de Asia durante más de 4000 años, en el cual eran utilizados elefantes para aplastar a los condenados.

En el Reino Unido se suscitó el caso más conocido, con este tipo de muerte se ejecutó a Santa Margarita Clitherow, quien fue asesinada el 25 de marzo de 1586, acusada de tener sacerdotes católicos albergados en su casa, acto que estaba prohibido en ese momento. No pudo resistir los 700 kilogramos de rocas y murió. Otro caso famoso fue a las brujas de Salem, el 19 de septiembre 1692 (foto de arriba).

11 - Nido de víboras.

Nido de víboras

La muerte por mordeduras de serpientes venenosas en pozos profundos fue utilizada por toda Europa. Los prisioneros eran arrojados en estos hoyos y terminaban muriendo debido a la alta intoxicación de una enorme cantidad de veneno inyectado en la sangre.

Uno de estos casos fue el de la Viking Ragnar Lodbrok, en 865, después de que su ejército hubiera perdido la batalla contra el rey Aelle II de Northumbria. En China esta forma de ejecución se utilizó también entre 907-960, pero la forma era un poco diferente, poniendo al prisionero en una piscina llena de agua con miles de cobras que no habían sido alimentadas en varias semanas, hecho que causaba la muerte de los presos en cuestión minutos.

10 - Empujado desde lo alto.

Empujado desde lo alto

Algunos pueblos antiguos lanzaban a los condenados desde lugares altos para que pudieran morir con la caída. La mayoría no moría al instante, sino debido a las complicaciones que les causaban la caída, ya que varios huesos rotos les provocaban infecciones terribles, haciendo al prisionero morir de una forma dolorosamente lenta.

En la pre-Roma, en la región de Cerdeña, los ancianos que no podían mantenerse a sí mismos fueron asesinados de esta manera. Quién realizaba la acción, primero daba agua con cicuta diluida, una especie de veneno, para dejar al anciano confundido, poco después era lanzado desde lugares altos sobre las rocas o golpeado hasta la muerte. En Irán, esta práctica también se utilizaba, pero sólo en casos de sodomía.

9 - Enterrado vivo.

Enterrado vivo

Los primeros casos relatados datan de la Roma antigua, una virgen fue acusada de romper sus votos de celibato y fue enterrada viva, siendo encerrada en una cueva con sólo un trozo de pan y agua. Pensaron que si ella era inocente, la diosa Vesta podría salvarla antes de que muriera.

En los siglos XVII y XVIII, todavía en la Rusia feudal, este método también era utilizado, una forma de tortura conocida como "el pozo", y sólo se aplicaba contra las mujeres que fueron condenadas a muerte por sus propios maridos. El último caso reportado data del año 1940, durante la Segunda Guerra Mundial, donde los soldados japoneses fueron acusados ​​de enterrar a centenares de civiles chinos inocentes durante la masacre de Nanking.

8 - Martillado.

Martillado

Fue un método utilizado en el siglo XVIII. El condenado era llevado a una especie de andamio en la plaza pública de Roma, acompañado por un sacerdote, considerado el confesor de los condenados. En la plataforma había también un ataúd y el verdugo encargado de dar el mazazo iba siempre vestido de negro.

Se hacía una oración en primer lugar por el alma de los condenados y enseguida el martillo era balanceado en el aire para ganar más impulso y luego se dejaba caer justo en la cabeza del prisionero. Dado que este método podría no matar al condenado de inmediato y terminaba por dejarlo en agonía, entonces su garganta también era cortada.

7 - Colgado con grúa.

Colgado con grúa

Este tipo de ahorcamiento era una especie de horca, solo que para arriba. Fue utilizado en los Estados Unidos durante finales del siglo XIX y principios del XX. Su finalidad era sustituir el ahorcamiento donde se colocaba un cable común alrededor del cuello, y el preso era lanzado desde un lugar alto.

Por este método, en lugar de bajar, el prisionero tenía su cuello atado y era empujado violentamente a través de un sistema de poleas que aplicaba una enorme cantidad de peso levantando al condenado de forma violenta, rompiendo su cuello al instante. Este método también se utilizó ampliamente en Irán

6 - Crucifixión.

Crucifixión

La crucifixión era un método que causaba un enorme dolor a los condenados, eran atados y clavados en una cruz de madera donde quedaban colgados hasta la muerte. Mientras que los artistas pintan las formas de crucifixión siempre con un paño tapando los genitales, en general, los presos eran crucificados completamente desnudos.

A menudo, la muerte les llevaba varios días en los que el prisionero agonizaba, y tenía que hacer sus necesidades fisiológicas frente a todos, lo que atraía a los insectos. El condenado a muerte podía morir por una gran combinación de factores, desde la propia crucifixión por infección bacteriana en las heridas de los clavos y las aberturas que se hacían por la piel.

En 3337 el emperador Constantino I abolió este sistema de ejecución en el Imperio Romano, ya que veneraba a Jesús Cristo. San Pedro también fue ejecutado de esta forma, pero pidió que lo clavaran en la cruz al revés, porque no se sentía digno de ser crucificado de la misma manera que Jesús. La crucifixión se sigue utilizando, por ejemplo, en Sudán, que condena a los presos mediante una ley llamada Sharia, sólo en 2002 hubo 88 muertes en este país.

5 - Corbata colombiana.

Corbata colombiana

La muerte por corbata colombiana es un método de ejecución en el que la garganta del condenado se corta con un cuchillo o algún objeto filoso y su lengua se saca completamente por el agujero abierto. Fue ampliamente utilizado en el pasado en Colombia, siendo un llamado a "La Violencia".

Este método se inició después de la muerte del líder colombiano Jorge Eliécer Gaitán. El procedimiento se llevó a cabo en los enemigos como una especie de terror psicológico para intimidar a aquellos que encontraban los cuerpos. Debido a las escenas fuertes, no podemos poner la foto aquí.

4 - Águila de Sangre.

Águila de Sangre

El águila de sangre es conocido por las antiguas leyendas nórdicas. Este tipo de muerte funcionaba de la siguiente manera: los presos eran obligados a tumbarse boca abajo en una camilla mientras los verdugos les hacian cortes en la espalda cerca de la caja torácica. Las costillas se cortaban de modo que se expandían como si fueran alas. El verdugo removía los pulmones, y con la persona viva espolvoreaba sal sobre las heridas.

Es complicado conocer los pormenores del estilo de vida que llevaban los vikingos. Y la verdad es que la ficción ha distorsionado muchos de los hechos que rodeaban a estos guerreros nórdicos. Además, se sabe que muchos de sus relatos escritos fueron exagerados para abonar a su grandeza como pueblo.

Al estilo vikingo.

El águila de sangre, uno de los castigos vikingos más perversos jamás concebidos, aún es motivo de debate. Y algunos consideran que jamás pasó de la ficción. En al menos un relato se dice que el rey del Northumbria murió a causa de este brutal castigo.

La víctima era atada con el torso descubierto. Posteriormente, los verdugos tallaban con la carne de su espalda la figura de un águila con las alas extendidas. Valiéndose de un hacha, hundían las costillas a lo largo de la columna y luego las tiraban hacia atrás junto con la carne para formar lo que parecían unas alas de carne, sangre y huesos.

Aunque parece poco probable, se dice que la víctima seguía con vida para experimentar el escozor de una solución salina que arrojaban por toda la herida. Finalmente, extraían los pulmones de la víctima y los dejaban sobre las alas huesudas y ensangrentadas para que se inflaran algunas veces antes de que llegara la muerte.

Ya puedes ver por qué algunos consideran que esto jamás fue real. Y es que parece imposible que un ser humano pueda sobrevivir a un trauma tan exagerado. Dejando de lado el hecho de que el águila de sangre es un castigo muy difícil de ejecutar.

3 - El toro de Bronce.

Este dispositivo fue diseñado en Grecia. Consistía de una figura hueca de latón con la forma de un toro y una puerta en uno de los laterales. La persona condenada era encerrada en el toro mientras que debajo del dispositivo se encendía una fogata. En determinado momento el latón se encontraba al rojo vivo y la persona era literalmente quemada hasta la muerte. Lo más impresionante era la tubería con la que se encontraba configurada este artefacto, dicha tubería aparentaba que el toro estaba furioso sacando humo por las narices mientras la persona gritaba y se retorcía de dolor.

2- La cuna de Judas.

Este instrumento de tortura es un asiento con forma de pirámide. La víctima se colocaba en la parte superior del mismo para que el pico fuera insertado en el orificio rectal (generalmente), entonces eran bajados de una forma muy lenta. La condena especificaba que debían estar desnudos con el fin de añadir humillación. Este artefacto estaba pensado para estirar el orificio donde era introducido o empalar de una forma lenta a la persona. El estiramiento de los orificios causaría dolor, rasgones y sangrado que eventualmente le causarían la muerte.

1 - Ataúd de la Tortura.

Este dispositivo fue utilizado en la Edad Media. Los condenados se colocaban en un ataúd de metal y permanecían allí por la cantidad de tiempo necesario, dependiendo del delito, la persona se podía quedar ahí hasta morir, algunas veces eran expuestos de forma publica y las personas que los rodeaban podían tirarles piedras o molestarlos con objetos hasta que finalmente morían.

22 comentarios en «18 métodos de tortura aterradores»

  1. dios que horror eso si estuvo bien c.a.b.r.o.n de la corbata colombiana me parece que tambien era un castigo para los que hablaban o algo asi

    Responder
  2. bestiarii no se les llamaba a los animales q se comian a la gente en el circo romano, los bestiarii eran gladiadores especializados en pelear contra animales para matarlos; lo q sale en el numero 10 eran simplemente una pena de muerte mas en el circo romano.

    Responder
  3. 11.- El condenado es sentado en una silla con las manos atadas y los ojos cerrados y obligado a escuchar canciones de Justin Bieber o One Direction hasta morir.

    Responder
  4. solo eh de decir que este tipo de actos solo corresponde a personas que no poseen ningún tipo de piedad y solo la realizan cobardes que se escudan en el miedo que provocan.

    Responder
  5. tambien esta la tortura con motosierra, se cuelga a la persona por las manos, se le abren las piernas y se le empieza a cortar por la ingle, cuando llega al estomago, la persona ya esta muerta o en shock, ampliamente usada en colombia por los paramilitares por orden de la CIA, para sembrar terror en colombia.

    Responder
  6. Es terrible como los «humanos» cometen ese tipo de actos horribles con sus semejantes. Y saber que hay muchísimos tipos de tortura mas que se aplicaban, hasta aquí en México, para que irnos tan lejos. es Terrible.

    Responder
  7. Aquí falta la de la gota. Se encerraba al condenado en un cubículo sin que pudiera moverse y por un orificio le iba cayendo una gota en la cabeza. Esa gota acababa erosionando el cráneo (tras muchísimo tiempo) y acababa matando a la persona tras un sufrimiento terrible.

    Responder
  8. Aqui falto la tortura del dota a q los jovenes se volverian adictos a este juego y serian virgenes de por toda la vida sin conocer ya ni a la manola es horrible esa tortura

    Responder
  9. Un detalle acerca de la crucifixión: la muerte, en general, se daba por asfixia. Los brazos se estiraban de forma extrema y toda la caja torácica quedaba en un estado de tensión y movilidad reducida. La víctima solía apoyarse alternadamente en las muñecas (donde realmente iba el clavo y no en las palmas), para elevarse y tomar un poco de aire, esto hasta que los brazos ya entumecidos dejaban de responder. Las piernas se clavaban juntas y bien estiradas para evitar que el condenado se valiera de ellas para elevar el cuerpo. Finalmente se les solían partir ambas tibias para que el cuerpo cuelgue y la asfixia se presente con prontitud.
    Seguramente una muerte lenta, también hay que recordar que lo común era que los ejecutados de esta forma llegaran a la cruz luego de varios días sin agua o comida y con otro tipo de maltrato físico, factores que los debilitaban y aceleraban el proceso.

    Responder

Deja un comentario