Perros Negros del infierno

Es domingo y hace un frio paralizante, un grupo de fieles están sentados en las bancas de la iglesia, las puertas que estaban cerradas para evitar el helado viento se abren de par en par, haciendo un estruendo enorme. El viento helado acaricia la nuca de los feligreses. El padre, que daba el sermón, se calla y mira incrédulo hacia la puerta.

perros_negros_infernales (1)

Todos siguen la mirada del sacerdote y tan tenebrosa como sorprendente hace su aparición un enorme perro negro de ojos rojos, exhalando un hedor insoportable. Camina por entre las personas con toda la paciencia del mundo, causando nauseas debido a su intensa pestilencia. Los huele y continúa su caminata, parece que está buscando a alguien, y de repente sale a una velocidad increíble por donde entró. Las puertas se cierran.

Parece el guion de una película de terror, ¿verdad? Pero créanme, el hecho fue real y está documentado. La anécdota se encuentra en el manuscrito francés Annales regni Francorum que data del siglo VIII. En este documento se da fe de una repentina oscuridad que envolvió una iglesia durante una misa a la que se presentó un perro que soltaba chispas por los ojos para inspeccionar el santuario, como si estuviera buscando a alguien o algo, hasta que desapareció en un abrir y cerrar de ojos.

Otro caso, también en una iglesia, se documentó el 4 de agosto de 1577 en la localidad de Wroxham, cerca de Norwich, Inglaterra. Durante una tormenta, un perro enorme irrumpió en una iglesia. Sus ojos centelleaban y su hedor era a putrefacción. Al entrar en el recinto, el perro se echó a correr tras dos personas, que se incendiaron hasta la muerte, una tercera que intentó ayudarles resultó con graves quemaduras.

perros_negros_infernales (4)

También existe un caso (no documentado) de un agricultor que se dirigía a casa por la noche. Durante su recorrido se encontró de frente con una manada de perros muy veloces. El hombre que controlaba a estos perros dijo ser un cazador y que su caza había sido muy exitosa. Ofreció una parte al agricultor que, sin pensarlo dos veces, aceptó. El misterioso hombre se fue tan rápido como había llegado. Al llegar a casa, el agricultor se dispuso a desenvolver al animal que resultó ser su hijo muerto.

Demonios con aspecto de Perros Negros tienen un papel protagonista en el folclore de Inglaterra, donde se les conoce popularmente como Barghest, aunque los Perros Negros han sido vistos por todo el mundo a lo largo de los siglos.

De hecho no solo se trata de una leyenda inglesa. En muchos países de Europa, como Alemania, Holanda y algunos otros, la leyenda también es ampliamente contada. Según los relatos, estos perros son grandes y negros o rojos debido a la sangre que brota de su cuerpo lleno de heridas. Poseen una fuerza y velocidad inconcebible. Algunos dicen que los ojos son rojos y brillantes, otros que los ojos son centellantes y que sueltan fuego.

Los motivos de su existencia son diversos. Unos suponen que vienen a buscar almas perdidas que vagan por el mundo. También creen que vienen a llevarse al inferno a personas que están próximas a morir, evitando que vaguen por el mundo posteriormente. Otros más creen que vienen en búsqueda de las almas de aquellas personas que hicieron pacto con el diablo, cuya vigencia del acuerdo llegó a su fin. Quizá por eso, muchas veces estos perros son vistos en los sepelios o en los cruces.

 

Un animal de mala fama.

Dentro de la mitología preislámica existen tres representaciones interesantes del perro como un ser sobrenatural. Primero como un fiel compañero del hombre, en una leyenda él es creado por Dios para proteger a Adán y Eva de los animales que fueron convocados por Satanás para atacarlos. En otra, es hecho a partir del mismo barro que Adán, tanto así que la palabra sag (dog) deriva del término she-yak (el tercero, un tercero) que indica el sentido de humanidad del animal. Pero en otro mito surge como resultado del pecado.

perros_negros_infernales (1)_2

En el antiguo Egipto el dios Anubis, guardián y guía del otro mundo, es representado por un chacal o por un hombre con cabeza de chacal. En la mitología griega la diosa Hécate tiene como “mascota” a un perro de tres cabezas, como Cerbero, el guardián de los portales del Tártaro.

Observaciones en sitios arqueológicos indican que el hombre primitivo usaba al perro para destruir cuerpos. Eso se debió haber relacionado con la idea de que el perro también estaba devorando el alma del muerto. Para los parsis de la India y los escoceses de las islas Orcadas, hacer que los perros comieran la carne de los muertos formaba parte de los ritos funerarios. Con los romanos, aquellos muertos que no tenían importancia ni como para merecer un entierro, eran arrojados a los perros.

Por eso, con el paso del tiempo el perro, principalmente de color negro, pasó a tener una percepción muy negativa en la sociedad. Existe un hadiz en el que Mahoma manda a matar a todos los perros que fueran totalmente negros. Y con el desarrollo del cristianismo, estos animales empezaron a ser asociados cada vez más con el pecado, la prostitución, el mal y las tinieblas.

 

El monstruo.

En la tradición anglosajona se presentan en varios nombres que siempre son asociados con la oscuridad. Siempre se les describe como perros enormes totalmente negros o rojos como la sangre, con grandes ojos rojos incandescentes o de un amarillo anaranjado como las llamas, con un fuerte hedor a azufre y pelo erizado. Generalmente se les ve por sitios solitarios como senderos, encrucijadas, sitios prehistóricos, iglesias abandonadas, cementerios y necrópolis. Están dotados de habilidades increíbles, como una fuerza y velocidad por encima de lo normal, pueden atravesar objetos sólidos, desaparecer, prenderse en fuego y algunas veces incluso pueden hablar.

perros_negros_infernales (3)

En las leyendas generalmente se les relaciona con el infierno, como guardianes de sus caminos o como emisarios que pueden aparecer y llevar almas condenadas hasta ese lugar. Las leyendas que hablan de estos perros demoniacos dicen que si alguien llega a verlos directamente a los ojos, seguramente morirá.

Algunas veces los perros negros también tienen cabeza y patas de otros animales, o humanas, otras ocasiones se les ha visto mutilados. Perros sin cabeza ya han sido vistos en Dartmoor, Shropshire, Devon, Sussex, Cumbria y Norfolk. Perros de dos cabezas son avistados ocasionalmente en diversos sitios.

perros_negros_infernales (2)

El registro más antiguo de su aparición data de 1127, cuando dos padres divisaron a unos cazadores montados en animales totalmente negros que eran una mezcla extraña entre caballos y cabras, seguidos por una manada de perros negros con horripilantes y enormes ojos brillantes. El peor relato data de 1157, cuando se suscitaron ataques de estas criaturas durante dos misas. En ambos lugares hubo muertos y rastros de arañazos en las puertas de las iglesias.

Enigmas y misterios

Artículos Relacionados

  • carolina Dic 11, 2014

    Orale , me dio miedo, aguas con los perros negros!!

  • fredmont guttenberga Dic 11, 2014

    tengo un libro de relatos de miedo , y en ellos aparece uno que pasó en méxico, era de un conductor de tren en compañia de un chico, iban viajando durante la noche, cuando vieron a un perro grande negro de ojos rojos corriendo a la par de la maquina, al lado de estos conductores lo que los dejo asombrados tanto el tamaño y velocidad de dicho animal. El chico tomo una camara y saco varias fotografias. Cuando llegaron a su destino el tren contaba con rasguños y avolladuras. Ambos explicaron lo que habían visto al encargado de los envios, cuando el chico revelo las fotos no aparecía absolutamente nada

  • von diermissen Dic 11, 2014

    Buenas historias, pero imposible de confirmar si fueron verídicas(no creo que lo sean).

  • Kaiser Diavolo Dic 11, 2014

    al leer el titulo me acorde de los perros de tindalos , tambien si mal no recuerdo en el relato del Túnel Sensabaugh (publicado aqui mismo en marcianos) hacen mencion a un perro del infierno,que segun los nativos le tenian como una bestia demoniaca

  • Dragón Remi Dic 11, 2014

    En Nicaragua hay una leyenda de un par de perros, el Cadejo Negro y el Cadejo Blanco.
    El Negro es descrito tal cual este artículo, ataca a personas que van solas, dicen que cambia de tamaño, y el Blanco defiende a las personas del Negro.
    Conozco a tres personas de diferentes partes de Nicaragua que aseguran haber visto al cadejo y haber vivido su presencia en carne propia, una de ellas mi madre, a quien solo le apareció el Blanco, ayudándola a encontrar su camino, luego de la nada desapareció.
    No todo en la vida se puede comprobar, eso no significa que no exista.

  • neoclubber Dic 11, 2014

    Me recordo a una historia que nos conto mi abuelo, una noche venia tomado eh hiba hacia su casa y decia que un perro grande y negro de onos rojos lo venia siguiendo, lo curioso fue que al llegar a su casa corrio y cerro la puerta que mas bien era una cortina como de negocio, y el perro atravezo la puerta, mi abuela, mi papa y sus hermanos lo vieron, dudo que sea verdad, pero es curioso leyendo esto.

  • Daniel Dic 12, 2014

    Tengo 2 tías que me han contado que cuando eran niñas (aprox. 8 años )se quedaron viendo televisión solas, me contaron que escucharon un ruido en una parte de la casa y que al ir a investigar vieron como se formaron 2 perros negros como si fueran humo y después se materializaban en carne y hueso, tenían ojos rojos brillante parecida a la visión nocturna de los gatos y eran mas grandes de lo normal, ellas corrieron a otra parte de la casa y los perros desaparecieron, esa es una historia que me contaron ellas hace tiempo pero juran que es totalmente real.

  • Conrad Dic 12, 2014

    La novela “El perro de los Baskerville” está inspirada en una leyenda inglesa que habla de un fantasmal perro negro

  • Humberto Lopez Dic 12, 2014

    Yo los he visto…una vez andaba solo en la calle (iba para casa de mi papa) cuando de pronto frente a mi había un perro negro con los ojos negros que doblaba mi estatura (y mido 1,80), nos vimos fijamente y de pronto se materializó, otra igual andaba solo en la calle y en la esquina de mi casa vi uno negro de ojos rojos un poco más chico que el anterior que se me quedo viendo y se fue. Pero al igual no sólo eh visto perros negros con ojos rojos; también he visto caballos negros con los ojos igual y en sueños me ah perseguido un alce negro grande de ojos rojos…así que para mi estas historias las considero verídicas ya que a mi ya me pasaron.
    Ahí a los incrédulos, espero tengan una experiencia igual para que lo crean.

Formulario de comentarios

Send this to friend