Albert Fish, el devorador de niños

Albert Fish nació en Washington, Estados Unidos el 19 de mayo de 1870, llegó al mundo en el seno de una familia con un amplio historial de problemas mentales. Su padre, 43 años más viejo que su madre, murió por un ataque cardiaco cuando el pequeño Albert tenía cinco años, fue a partir de este suceso que la madre de Albert, incapaz de criar a su hijo sola, lo abandonó en un orfanato. En este lugar se inició en sus placeres por el sadomasoquismo, con cada paliza y agresión que sufría por parte de otros niños, comenzó a sentir una profunda excitación.

albert fish

Dos años después, cuando su madre se hizo de un empleo, Albert fue sacado del orfanato. En una ocasión que se cayó de un árbol, se golpeó la cabeza, un golpe que le trajo como consecuencia dolores frecuente y algunos lapsus mentales.

Cuando creció, Albert descubrió su homosexualidad y solía visitar los baños públicos para observar a los tipos que frecuentaban estos lugares. A los 12 años, Fish tuvo su primera relación homosexual con un tipo que trabajaba en el telégrafo, y que según las palabras del propio Albert, lo obligó, entre las relaciones sexuales, a beber orina y a practicar la coprofagia, pues gustaba de sufrir humillaciones como una forma de obtener placer, una conducta considerada controversial. A pesar de su disfunción de género, a los 28 años contrajo matrimonio con una mujer, tuvo dos hijos y se mudó a Nueva York. El impulso sexual emitía un fuerte eco en la mente de Albert, fue entonces que nuevamente se relacionó con otros hombres, principalmente sadomasoquistas extremos, con un culto hacia el dolor y la humillación, que para él resultó una forma de placer más allá de lo sexual.

Fue en un museo de cera donde Albert Fish se fascinó aún más por la figura del miembro viril del hombre y donde inició su fascinación por la castración, en un intento por poner en práctica estas ideas, dio inicio a una relación con un hombre que padecía retraso mental. Intento castrarlo, pero el hombre se las arregló para escapar. Aun así, Albert continuaba frecuentando burdeles donde podía pagar para matar su necesidad por sentir dolor.

Su esposa terminó por abandonarlo, huyó con su amante. Cada vez más su necesidad sadomasoquista estaba fuera de control, incluso llegó a pedir a sus propios hijos que lo golpearan como lo hacían otros hombres que trataba como amigos, además de eso, frecuentemente él mismo se azotaba con látigos, fabricaba pequeñas bolas de algodón que empapaba con alcohol, las ponía en su ano y procedía a encenderlas, se enterraba agujas entre el saco escrotal y el recto, llegando a enterrarlas tan profundamente que no podía retirarlas, sintiendo dolor cada vez que intentaba sentarse.

albert fish noticia

Albert siempre procuró empleos en sitios para deficientes mentales y orfanatos, sin embargo, siempre era despedido sin permanecer demasiado tiempo en un mismo empleo, pues los niños siempre les comentaban a los encargados que sufrían abuso sexual por parte de Fish. En esa misma época, algunas desapariciones de niños se suscitaron en la ciudad, como nadie conseguía explicar quién podría estar raptando a los pequeños, se hablaba de un Hombre Lobo, un vampiro y hasta un hombre del saco, curiosamente la mayoría eran niños con problemas mentales o de raza negra, aquellos que muy pocas personas se molestarían en investigar.

El 11 de febrero de 1927 tuvo lugar la desaparición de un pequeño llamado Billy Gaffney, otro niño que vio el rapto de Billy les dijo a los padres que a él se lo había llevado el hombre del saco. En realidad Billy había sido raptado y asesinado por Alber Fish, quien en su propia casa asfixió al pequeño hasta su muerte, abusando sexualmente de él, posteriormente lo desmembró, drenó su sangre y la bebió, a continuación abrió al niño y retiró sus entrañas, con un cuchillo más pequeño lo cortó en pedazos, coció su carne con cebollas y zanahorias, los órganos genitales incluyendo los glúteos fueron asados en el horno, como si fuera un jamón, después de la cena el plato había quedado limpio.

Albert Fish continuaba sosteniendo aventuras con algunos amantes, pero lo que realmente llamó su atención fue un anuncio de 1928 en el periódico de un joven que se ofrecía para trabajar. Él viajaba por todo el país y decidió responder al anuncio ofreciéndole una vacante de empleo como si fuese un hombre rico con muchas posesiones. La familia del joven Edward Budd se puso feliz al saber que finalmente podría ayudar a la familia con su trabajo. Albert fue hasta la casa de los Budd, su apariencia lo ayudaba muchos pues, canoso desde muy temprana edad, siempre era tomado por un señor de avanzada edad, incapaz de cometer alguna maldad. Un engaño en el que todos cayeron. Su verdadera intención era llevar a Edward hasta su casa y cumplir finalmente su deseo de castrar a alguien, pero una vez que llegó al lugar cambió sus planes.

Grace Budd

Grace Budd

La familia Budd también tenía una niña de 10 años de edad, Grace Budd, y a nadie le pareció sospechosa la mirada fascinada que Albert posó sobre la pequeña. Fish fabricó una nueva historia, diciendo que antes de llevar al joven para que trabajara en su hacienda, necesitaba ir al cumpleaños de una sobrina, y que después volvería para buscar al chico, también le preguntó al señor Budd si podía llevar a la pequeña Grace a dicha fiesta, el señor Budd lo autorizó y todos vieron a Albert Fish alejarse tomado de la mano con la pequeña Grace.

Horas después, la familia Budd entró en desesperación por la desaparición de la niña, principalmente al enterarse que la historia contada por Albert era falsa. La niña ya había viajado en tren con el hombre y de ahí continuaron en dirección hacia una casa que estaba prácticamente vacía, donde Albert le pidió a Grace que cortara algunas flores del jardín mientras él se arreglaba para la fiesta. Al interior de la casa, Albert Fish desnudo, se apareció en la ventana, llamó a la niña y se ocultó en el armario, cuando la pequeña entró a la habitación, fue atacada. Intentó gritar, arañar al hombre, huir, pero todo fue en vano. Albert la asfixio hasta la muerte, le quitó la ropa, con un cuchillo cortó su carne, músculos y todo el cuerpo de la niña en trozos pequeños, los cocinó y comió como si se tratara de un suculento platillo, como si fuera un lomo horneado. Todos estos datos fueron detallados en una carta que la familia de la pequeña recibió seis años después de que fuera raptada.

carta

Al principio nadie creía que esta información fuera real, más aún porque la carta incluso contenía la receta del platillo utilizado en el canibalismo, sin embargo, un detective a través de ciertos detalles logró determinar que la carta era real, detalles como el hecho de que había llevado fresas y queso en su visita a los Budd, la caligrafía coincidía exactamente con la respuesta al anuncio que Edward Budd había recibido. Sin embargo, en el sobre había una pista crucial, un emblema de una asociación de motociclistas de Nueva York, lugar donde la caligrafía de cada integrante fue examinada, aunque el asesino no estaba entre los miembros, tras conocer el caso, uno de ellos aceptó haber llevado dos sobres de la asociación a la pensión donde vivía, fue en ese lugar donde el detective enfoco las investigaciones.

albert fish prision

En la pensión, la casera quedó completamente perturbada al saber la historia, y aún más al conocer la descripción del hombre que había cometido tal acto, ella lo conocía, era un huésped que había dejado la pensión dos días antes, se trataba de Albert Fish. Esta vez la policía casi pierde la pista de dónde podría estar el caníbal, pero otra carta sería el motivo de su aprehensión. Albert recibía regularmente dinero de uno de sus hijos así como cartas, y días después la policía recibió una llamada de la pensión diciendo que Albert estaba allí para recibir esas cartas, mientras disfrutaba una taza de té, Albert Fish fue arrestado. La noticia apareció en los periódicos con su foto en primera plana, una serie de otros crímenes cometidos por él comenzaron a aparecer. Albert fue reconocido como el hombre que había llevado al pequeño Francis McDonnell hacia un matorral donde se encontró su cuerpo desnudo y colgado con los tirantes que vestía, también fue reconocido por la madre de una pequeña que casi logra raptar y en última instancia lo reconocieron como el hombre que fue visto con Mary O’Connor, una niña de 15 años que horas después fue encontrada muerta.

niños jugando

Sin posibilidad de escape, Albert Fish asumió la culpabilidad de los asesinatos, sin ningún tipo de resentimiento informó que receta uso para devorar a los niños. Según el propio Albert Fish, había asesinado y devorado a más de 400 niños, dijo haber vivido en 23 estados de los Estados Unidos y afirmó haber asesinado y devorado niños en cada lugar en que vivió.

Los abogados de Albert Fish intentaron alegar demencia para que no fuera condenado a muerte, incluso con declaraciones de sus hijos relatando las autoflagelaciones que su padre cometía cuando aún eran niños. Intentaron también alegar que todos sus trastornos eran causados por el plomo que había en las tintas que Albert utilizaba para trabajar como pintor. La defensa también argumentó que los hombres que cocinan y comen niños no pueden ser normales. La acusación señalaba que todos los crímenes eran premeditados, pues Albert compraba nuevos cuchillos y objetos siempre que decidía matar a un niño, consiguieron los escasos restos mortales que sobraron de Grace Budd y colocaron su cráneo en una mesa durante el juicio. Tras un receso, Albert Fish fue sentenciado a muerte y, por su condición de sadomasoquista extremo, terminó por disfrutar su condena de ejecución en la silla eléctrica. Fue electrocutado en una prisión en Nueva York el 16 de enero de 1936.

albert fish fotografia

Se hicieron necesarias dos descargas eléctricas para matarlo, pues las 29 agujas alojadas en su cuerpo causaban cortocircuito en la silla eléctrica. Sus últimas frases tuvieron que ver con su electrocución. “¡La emoción suprema, la única que nunca experimenté!”.

Historia

Artículos Relacionados

  • Rodbar87 Jul 17, 2014

    Les recomiendo escuchar el Podcast de Testigos del Crimen, ahí detallan el contenido de la carta!

    • hassan Jul 17, 2014

      tssss ya escuchando el podcast buen aporte.

    • Ani Oct 18, 2014

      Hola me puedes decir donde puedo buscar el Podcast porfa! gracias!

  • hassan Jul 17, 2014

    hayyyy wey, estas historias son el verdadero terror y no ches crepypasta buen post hery.

  • yanimeacuerdo Jul 17, 2014

    i.n.c.h.e loco, ni se imaginan, pero asi como ese loco, en el mundo hay mucho loco suelto

  • Kaiser Diavolo Jul 17, 2014

    you cant found the real fear, excelente relato/historia, este tipo de personas no merecen nada mas que la muerte, en su caso la ley de talion no surtiria efecto

  • ....... Jul 17, 2014

    y luego dicen que uno es el loco….

  • chilango MTY Jul 17, 2014

    No ma…en….!!! buen post, neta que hasta miedo tengo de mi sombra….

  • McKario Jul 18, 2014

    Cuando estaba más morro leía una revista que se llama (o llamaba, ya no sé sí aun la publican) Gorila, y siempre salía un mini artículo de un asesino serial. Varios de ellos incluído Albert Fish ya han desfilado por este blog, pero con sus historias más completas.

  • Carlos Jul 20, 2014

    Que buen articulo. Muy completo.

  • Stephany Ras Dic 14, 2015

    q horror no pude ni terminar esto q horror

Formulario de comentarios

Send this to friend