5 secretos sobre el inicio del cristianismo

A los estudiosos del cristianismo les resulta complicado afirmar las cosas con absoluta certeza, pues como todo tuvo lugar hace mucho tiempo, las evidencias disponibles son confusas. Sin embargo, existen algunos datos extraños sobre esta doctrina que no suelen mencionarse mucho en nuestros días, como…

jesus cristianismo

 

Al inicio del cristianismo, la imagen de Jesús era diferente.

Cuando el emperador Constantino reconoció al cristianismo como una religión, tres siglos después de la muerte de Jesús, la doctrina no era más que un cúmulo de sectas e ideas concurrentes. La verdadera naturaleza de Jesús fue motivo de un intenso debate. Curas milagrosas, invisibilidad, levitación, indestructibilidad y varios otros súper poderes al más puro estilo X-Men se consideraron como características necesarias para enfatizar que Jesús podría haber escapado de su encuentro con la crucifixión si así lo hubiera querido, pero en lugar de esto aceptó su muerte como una forma de redimir a los humanos y a sus pecados.

Imagen representativa del primer Concilio de Nicea.

Imagen representativa del primer Concilio de Nicea.

Una de las nociones más espirituales sobre el tema fue que Jesús era un ser capaz de sufrir metamorfosis y cambiar su apariencia a voluntad, pues era dueño de un cuerpo de energía tan poderoso que apenas y parecía humano. Incluso existió la secta agnóstica del Carpocraciano, donde se representaba a Jesús como un ser de ambos sexos, prácticamente libertino.

Afortunadamente, la fase experimental de Jesús no duró mucho. Aunque el concepto de Santísima Trinidad aun fuera un trabajo en construcción, solo unos cuantos obispos ostentaban el poder. En el año 325, en el primer Concilio de Nicea, el emperador mandó a poner orden en todo este asunto y determinó la doctrina “oficial” del cristianismo.

Habiendo decidido (probablemente de forma totalmente arbitraria) aquello en lo que debía creer la Iglesia, empezó la persecución de todo aquel que no estuviera de acuerdo con lo que habían acordado los poderosos dueños de “la verdad”. Las masacres por este motivo siguen ocurriendo hasta nuestros días.

 

Las mujeres tuvieron papeles importantes en la historia de la Iglesia, pero las ocultaron.

Puede parecer extraño, pero alguna vez las mujeres desempeñaron cargos importantes dentro de la Iglesia, y esto sucedió hasta el siglo XII según Gary Macy, profesor de teología en la Universidad de Santa Clara, Estados Unidos. Aparentemente uno de los factores decisivos para que esto sucediera fue la menstruación, y es que los líderes católicos empezaron a instaurar leyes de pureza tomando como referencia antiguas escrituras hebreas.

phoebe1

Según un artículo de Chicago Tribune, Phoebe fue una confiable mensajera del apóstol Pablo, y parcialmente responsable en el proceso de instaurar un dogma estándar. ¿Nunca escuchaste hablar de ella? No te sorprendas.

Otras mujeres como Lydia, Tabitha y Fabiola fueron las impulsoras de los proyectos de servicio social que organizó la religión, como monasterios, conventos y hospitales para los más necesitados. Pero nadie conoce sus nombres. Otra mujer con un papel importante en el cristianismo fue Santa Elena, madre del primer emperador cristiano, Constantino, que levantó grandes iglesias en Francia, Roma, Jerusalén y Belén.

Estas pioneras tuvieron grupos muy grandes de seguidores en las primeras congregaciones religiosas. Algunos investigadores también han dicho que muchos de los primeros diáconos fueron mujeres. Pero ignoramos todo esto porqué en determinado punto de la historia, a medida que el cristianismo se hizo más estable, también pasó a ser más machista. En 1 Timoteo 2:12 hay un dato revelador “Yo no permito que la mujer enseñe ni que ejerza autoridad sobre el hombre, sino que permanezca callada”.

Así, sacerdotisas y estudiosas religiosas fueron siendo excluidas, aunque todavía sirvieron en algunas funciones hasta el 1300.

 

El debate sobre la circuncisión es antiguo.

En nuestros días, la polémica de la circuncisión ronda en torno a la salud. Pero en el pasado, las peleas eran sobre la obligación de hacerlo frente a Dios. De hecho, la polémica se ha mantenido latente desde hace miles de años.

Santo Prepucio

Santo Prepucio

En los albores de la religión cristiana, esto recaía en los judíos y no judíos. Los judíos insistían en que un buen cristiano debería tener solo el 90% del pene, mientras que otros creían que ese 10% hacía una gran diferencia. La razón para dicha controversia es que los cristianos inicialmente se apoyaban en el Antiguo Testamento y en las costumbres judías pero, a medida que pasó el tiempo, empezaron a darle la espalda a estas escrituras. Como era evidente, la circuncisión se convirtió en una práctica cada vez más cuestionada.

Para hacer las cosas mucho más confusas, Jesús (que fue circuncidado) supuestamente logró dar su apoyo a la tradición judía de la circuncisión como parte del deber de todo hombre hebreo (Mateo 5:17) y se opuso a la misma (Evangelio según Tomás – 53) al considerarla algo inútil, pues de otra forma los hombre ya nacerían circuncidados.

Eventualmente, San Pablo intervino para aclarar el tema en su Epístola a los gálatas. Su abordaje fue simple: los cristianos con raíces judías podían mantener la circuncisión si así lo deseaban, pues era parte de su historia y tradición. Sin embargo, no podían forzar a los cristianos no hebreos a realizar dicha práctica, después de todo, el hecho de que Jesús haya muerto por nosotros en la cruz no parece guardar relación alguna con el hecho de tener prepucio o no.

 

Un hombre odiado por la Iglesia propuso la división entre Nuevo y Antiguo Testamento.

Previo a Marción de Sínope, la Biblia cristiana tal como la conocemos no existía. No existía una separación conocida entre “Viejo” (judío) y “Nuevo” (cristiano) Testamento. Simplemente eran cientos de historia diferentes, libros y evangelios esparcidos.

El apóstol Juan (izquierda) y Marción.

El apóstol Juan (izquierda) y Marción.

Marción pertenecía a una secta que tenía la intención de canalizar sus opiniones en una obra de apariencia oficial. Su deseo era separar los escritos del cristianismo en dos testamentos, toda vez que esta división encajaba en su teoría: Marción creía que la divinidad de lo que vendría siendo el Antiguo Testamento era un dios creador completamente diferente y maléfico al misericordioso del Nuevo Testamento. Es decir, el dios del Viejo Testamento básicamente era un ser maligno.

Marción hizo un intento premeditado de eliminar cualquier vestigio del pensamiento judío previo a Jesús de su nueva Biblia. Su organización de los testamentos fue extremadamente minimalista. Evidentemente, no a todos les cayó bien la idea. Sin embargo, la acción de Marción mostró a la antigua Iglesia la urgencia por el desarrollo de un canon bíblico. Por eso, para poner fin a su influencia, lo excomulgaron y propusieron un Nuevo Testamento que refutaba la posición de Marción, aunque conservó su estructura general. Es decir, la Iglesia creyó que Marción era un loco por proponer dos versiones de Dios, pero la preparación que hizo este hombre de los textos bíblicos posteriormente fue adoptada por la misma y utilizada a partir de Tertuliano, por supuesto, con las consecuentes alteraciones.

 

La extraña ágape.

En los albores del cristianismo, algunos seguidores participaban en una festividad conocida como ágape. También conocida como “fiesta del amor”, era una comida que los cristianos de los primeros siglos hacían en comunión, una especie de banquete de hermandad.

Agape banquete

Las referencias a estas comidas aparecen en Corintios 11:17-34, en la carta de San Ignacio de Antioquía a los fieles de Esmirna, donde el término “ágape” es usado y en una carta de Plinio el Joven a Trajano. Tiempo después, el Sínodo de Laodicea, entre los años 363 y 364, prohibió que las iglesias realizaran dicha fiesta.

En teoría, las ágapes eran reuniones de paz y devoción, pero como sucede con toda buena fiesta, en ocasiones las cosas se salían de control. Es decir, el motivo – religioso – del evento era olvidado, y la reunión se convertía en una ocasión para beber y comer hasta el hartazgo, o para la ostentación por parte de los miembros más pudientes de la comunidad (que se comían todo antes de que los menos favorecidos llegaran), como consta en Corintios 11:17-34, en una crítica del apóstol Pablo. “Porque cuando os reunís en uno, eso no es para comer la cena del Señor, pues cada cual se adelanta a comer su propia cena; y mientras uno tiene hambre, otro se halla embriagado. ¿Acaso no tenéis casas en donde comer y beber? ¿O menospreciáis la iglesia de Dios y avergonzáis a los que no tienen?”.

En África del Norte, San Agustín escribió de celebraciones religiosas con bebida llevadas a cabo en cementerios, y una secta de Alejandría en particular uso esta “fiesta del amor” como pretexto para organizar orgias. Por estas y muchas otras razones, las ágapes cayeron en desuso en torno al siglo III, dando paso a una Eucaristía menos jocosa. Con información de Cracked

Historia

Artículos Relacionados

  • Juan Logal Mar 11, 2016

    No sería 325 d.c. en vez de a.c.?

  • Missael Mar 11, 2016

    La religión no se crea ni se destruye solo se transforma.

    • Refugio Mar 11, 2016

      Tome su like caballero.

  • DAVID Mar 11, 2016

    alguna vez escuche que existió una secta cristiana en donde se dedicaban textualmente pecar, para que dios les perdonase sus faltas porque eso hacia que recayera en ellos el acto más grande de dios que era su misericordia y el perdón, me acorde por los agapes, conoces alguna información al respecto?

  • martin vega Mar 11, 2016

    En refrencia a la circuncision, se menciona al evangelio de Tomas, ese es un libro no incluido en la Biblia Cristiana, menos en la catolica… creo que sobra esa refrencia.

  • kabutomar Mar 15, 2016

    Me a dado intriga Hery, y me he puesto a ver si era “verdad”, pues la misoginia del libro de Timoteo me interesó. Y es todo verdad, leyendo todo el capítulo 2 te das cuenta del nivel de machismo sin titubear. Y bueno el libro de Thomas simplemente no hay. Busqué en 3 biblias online diferentes y en ninguna está el libro, ¿porque sera?.
    Por la información compartida como siempre Hery, gracias totales.

  • Paraguayo Jul 14, 2016

    El libro de tomas o evangelio de tomas fue y considerado apócrifo y por tanto no se lo incluyó en el nuevo testamento he ahí la razón de no haberla encontrado.Hay varios evangelios apócrifos como el de judas que fue famoso hace unos años atrás.

  • Paraguayo Jul 14, 2016

    El libro de tomas o evangelio de tomas fue considerado apócrifo por los que establecieron el canon y por tanto no se lo incluyó en el nuevo testamento he ahí la razón de no haberla encontrado.Hay varios evangelios apócrifos como el de judas que fue famoso hace unos años atrás.

Formulario de comentarios

Send this to friend