5 evidencias de que los humanos seguimos evolucionando

Aunque los seres humanos actuales son el resultado de miles de años de evolución, resulta difícil creer que somos el producto terminado del desarrollo de nuestra especie. Aunque no lo parezca, nuestros cuerpos y comportamientos aún están a merced de las transformaciones como una forma de adaptarnos a los ambientes en que vivimos.

charles darwin estatua

Es más, varios estudios apuntan al hecho de que no solo seguimos evolucionando, sino que lo hacemos más rápido, especialmente desde que establecimos la agricultura. A continuación te presentamos algunas evidencias de que nuestra evolución como especie sigue vigente.

 

1 – Nuestros cerebros están empequeñeciendo.

Como debes saber, los humanos fuimos desarrollando cerebros cada vez más grande durante nuestra historia evolutiva, y esto nos proporcionó una maravillosa ventaja sobre el resto de especies que habitan en la Tierra. Sin embargo, mientras más grande es un cerebro, mayor es la cantidad de energía que requiere para funcionar, y existen evidencias de que en los últimos 30,000 años los nuestros han empezados a “encogerse”.

mari cerebral

El volumen promedio del cerebro humano disminuyó de 1.5 mil centímetros cúbicos a aproximadamente 1.35 mil centímetros cúbicos – lo que equivaldría a retirar un trozo del tamaño de una pelota de tenis de nuestro cerebro –, y existen diversas teorías que intentan explicar el motivo de esta reducción cerebral.

Para algunos investigadores, los cerebros se están haciendo más pequeños simplemente por qué nos estamos haciendo más… torpes. Según los defensores de esta teoría, a través de la historia los cerebros disminuyen de tamaño a medida que las sociedades se van haciendo más complejas y grandes, sugiriendo que la seguridad que las sociedades modernas nos ofrecen como individuos anula la necesidad de tener que “usar la cabeza” para sobrevivir.

También están quienes creen que los cerebros pequeños son evolutivamente beneficiosos, ya que nos harían menos agresivos, permitiéndonos vivir en ambientes más pacíficos. Además tenemos a los científicos que no apoyan la teoría de que nos hacemos más burros, al contrario, argumentan que nuestros cerebros se están reduciendo para volverse más eficientes, pues así se reorganizan de una forma que les permite funcionar más rápido.

 

2 – Nos estamos haciendo más resistentes.

Los investigadores han identificado 1800 genes que han prevalecido en los humanos durante los últimos 40 mil años, y muchos de ellos son asociados al combate de enfermedades infecciosas.

fuerte

Así, algunas de las personas que viven en las ciudades han desarrollado mutaciones que las hacen más resistentes contra enfermedades como la tuberculosis o la lepra, por ejemplo, y también se han visto decenas de nuevas variantes genéticas contra la malaria esparciéndose por África.

 

3 – Nos hacemos tolerantes a la lactosa.

Básicamente, el gen que controlaba la habilidad de nuestros ancestros para digerir alimentos derivados de la leche se inactivaba apenas los bebés dejaban de ser amamantados por sus madres.

leche

Una vez que nuestros ancestros empezaron a domesticar animales como vacas, ovejas y cabras, la leche y todos sus derivados pasaron a ser un suministro constante de calorías y nutrientes. Y aquellos individuos que portaban la mutación genética que les permitía consumir esos alimentos sin morir del dolor de estómago, empezaron a transmitir las novedades a sus descendientes.

Lo más interesante es que dicha característica genética sigue transmitiéndose, ya que no todos los seres humanos pueden consumir lácteos tranquilamente. Un estudio llevado a cabo en el año 2006 concluyó que las poblaciones que ocupaban el este de África hace tres mil años aún se encuentra desarrollando esta tolerancia, y actualmente la mutación que permite la digestión de la lactosa se encuentra presente en el 95% de los pueblos que habitaban el norte de Europa.

 

4 – Las muelas del juicio.

Nuestros ancestros desarrollaron las muelas del juicio como una consecuencia de su dieta, basada en alimentos como hojas, frutos secos, raíces, carne cruda y eventualmente alguno que otro hueso. Sucede que rasgar y masticar esos productos provocaba un gran desgaste en los dientes, por lo que probablemente hayan surgido los terceros molares para adaptarse a los hábitos alimenticios de nuestros antepasados.

esqueleto

Sin embargo, al paso del tiempo nuestra dieta pasó a incluir alimentos más fáciles de triturar, sin mencionar que desarrollamos utensilios para cortar, moler, picar, descascarar, etc. nuestra comida. Con esto, nuestros maxilares fueron reduciendo su tamaño – y los dientes del juicio, además de perder su utilidad, perdieron espacio en nuestras bocas, y por eso mucha gente tiene problemas cuando salen.

Así, actualmente los terceros molares son considerados vestigios de nuestra antigua estructura anatómica – de la misma forma que el apéndice, coxis y el vello corporal –, la estimación actual es que un 35% de la población nación sin esos dientes, y la tendencia seguirá hasta que desaparezcan por completo.

 

5 – Aparición de los ojos azules.

Originalmente los humanos tenían solamente ojos castaños, hasta que alguien nació con una mutación genética que originó el color azul. Dicho individuo vivió entre 7 y 10 mil años en el pasado en alguna zona del Mar Negro, y fue responsable por esparcir esta característica a una parte de la población.

ojos azules

El descubrimiento es notable, pero nadie ha logrado explicar por qué los ojos azules prevalecieron genéticamente entre nosotros. Una teoría menciona que esta característica fue utilizada por nuestros ancestros como una especie de “prueba de paternidad”, ya que los padres de ojos azules conciben hijos de ojos azules. Entonces, es posible que nuestros ancestros con ojos azules buscaran parejas con el mismo color de ojos para garantizar que le fueran fieles.

Pese a que sea una idea terriblemente especulativa, un estudio realizado por investigadores noruegos señaló que las personas de ojos castaños no parecen sentirse más o menos atraídas por individuos con ojos de un color específico. Por otra parte, los hombres de ojos azules parecen tener una preferencia por las mujeres que también tienen ojos de ese color – apoyando la teoría de la “prueba de paternidad” evolutiva. Vía Mentalfloss

Ciencia

Artículos Relacionados

  • EDIPO REY Ago 7, 2015

    Y las MARCIANADAS ??? no quiero precionar solo comento jajaja

    • Roberto Ago 7, 2015

      Las marcianadas son en la tarde, como a las 4pm aprox, paciencia 🙂

      • EDIPO REY Ago 7, 2015

        bueno entiendo eso. Pero estoy en trabajo y no hay nada que hacer… :s

    • Akise Ago 7, 2015

      ¿Estas en un trabajo donde te dejan entrar a Marcianos?
      :Respect:

  • Roberto Ago 7, 2015

    Este es un tema muy polémico ya que desde que logramos dar cura a muchas enfermedades infecciosas y genéticas, la selección natural dejó de ser la determinante para la evolución humana.
    De acuerdo a lo anterior ahora hay teorías que dicen que la evolución se conducirá al campo intelectual y no tanto físico.

  • Juan Ago 7, 2015

    Pido al responsable de la evolución de los humanos que nos de mas Carmen Electra y Ariana Grande por favor.

    • Cybers Ago 7, 2015

      Sería mucho mejor mas grande la Ariana.

  • Fhernando Ago 7, 2015

    Interesante, gracias.

  • Emmanuel Ago 7, 2015

    Yo veo más evolución en los perros por ejemplo, como el del video que dice «mamá», o los gatos que caminan erguidos… :O

  • Portgas D. Eo Ago 7, 2015

    Cristianos cultos diciendo que la evolución es falsa por que nunca han visto “un chango transformarse en hombre” en 3,2,1…

  • master chief Ago 7, 2015

    no, no hay señales de cristianos por aqui

  • gama Ago 8, 2015

    Ah cabrón, el de los ojos azules vivió 10 mil años, en ese tiempo se podría haber cogido a todas las viejas del mundo y todos seríamos ojo azul.

  • Link_ Ago 9, 2015

    sii?

  • Carmen Dic 4, 2015

    Bueno esto de la Evolucion puede ser cierta como no puede ser cierta, ya que un amigo me dijo que cada dia hay mas personas con calvicie o sin pelos en la cabeza, de seguro todos en el futuro seremos calvos u pelados sin pelo, no digo que sea asi es una opinion…

Formulario de comentarios

Send this to friend