John George Haigh: el vampiro asesino

En 1949, la opinión pública en el Reino Unido se conmocionó tras las declaraciones de John George Haigh. Este sujeto confesó el asesinato de nueve personas, argumentando que subsistía gracias a la sangre de sus víctimas. Mientras estaba recluido, un grupo de psiquiatras intentó averiguar sus motivos y Haigh describió una peculiar pesadilla.

John George Haigh arrestado
John George Haigh, el famoso asesino vampiro, arrestado por oficiales de policía.

Leer Más

Johannes Cuntius: el vampiro de Pentsh

En el siglo XVI, la región de Silesia en Europa Nororiental fue escenario de una extraña historia protagonizada por Johannes Cuntius. Los habitantes de la ciudad de Pentsh eran aterrorizados por un ser abominable. Según los rumores, la aparición de este monstruo estaba vinculada a la muerte de Cuntius.

Johannes Cuntius hombre vampiro

Leer Más

Acostumbrarse a la oscuridad – Creepypasta

Al principio no escuché a Miguel. El motor de la cortadora de césped invadía mis oídos como un enjambre de abejas, bloqueando cualquier otro sonido. Repasaba con premura la última franja de césped, muy cerca a la barda del vecino. Los últimos rayos de luz empezaban a desvanecerse en el cielo y pretendía regresar a casa lo más rápido posible. Una cerveza helada y mi programa favorito de televisión me esperaban.

podadora

Leer Más

Desentierran balas de cañón del siglo XV propiedad de Drácula en Bulgaria

El título es correcto: balas de cañón de Drácula, el Empalador. Sucedió en la pequeña localidad búlgara de Svishtov, donde un grupo de arqueólogos realizó el peculiar hallazgo. El equipo de investigación, a cargo del profesor Nikolay Ovcharov del Museo Nacional de Arqueología, en Sofía, desenterró unas balas de cañón medievales que, se sospecha, pertenecieron a Vlad III Tepes, también conocido como “Vlad el Empalador”.

dracula
Béla Lugosi interpretando al Conde Drácula en 1931.

Leer Más

Magdalena Solís, la sacerdotisa sangrienta

Es imposible hablar de la cultura azteca y no hacer referencia a una de sus prácticas más polémicas: los sacrificios humanos. Y aunque no se sabe a ciencia cierta cuan a menudo tenían lugar estas ceremonias sangrientas en Mesoamérica, los detalles sobre los macabros rituales son muy nítidos: una víctima era dispuesta sobre una enorme roca donde un alto sacerdote le abría el estómago para extraer el corazón, órgano que después era ofrendado a Huitzilopochtli, el dios del sol.

dios-azteca-apocalypto

Leer Más