Disparan a ladrón en Brasil mientras robaba motocicleta

En imágenes que parecieran sacadas de algún vecindario mexicano de alta peligrosidad, un par de sujetos a bordo de una motocicleta dan alcance a un conductor de una Hornet Branca, a punta de pistola y con toda la impunidad que ofrecen «la luz del día» y las calles de São Paulo, Brasil proceden a robarle el vehículo a un ciudadano de nombre Anderson Magai, quien grababa todo desde una cámara instalada en su casco protector. La sorpresa viene cuando el delincuente está a punto de emprender la huida.

Disparan a ladrón en Brasil mientras robaba motocicleta
No, no se trata de un shaka de Tepito, es una ladrón brasileño.

Leer Más

Ladrón que roba a ladrón

ladron asaltado

A este delincuente de Sao Paulo en Brasil le viene muy al caso esa frase que dice: «Ladrón que roba a ladrón» y es que mientras acudía a robar una farmacia se llevó la sorpresa de su vida.

Leer Más

Escalofriante entrevista a líder carcelario brasileño

narcotrafico

Esta entrevista fue hecha en mayo de 2007 a Marcos Camacho, jefe de la banda carcelaria de Sao Paulo denominada Primer Comando de la Capital (PCC). Dicho de buena manera la entrevista parece más un guión de cine, algo similar a el silencio de los inocentes. Las respuestas están cargadas de crudeza, realidad pero ante todo de veracidad.

Más tarde un articulo afirma que se trata de una entrevista apócrifa, que el responsable de llevar a cabo dicha entrevista permitió elaborar un discurso casi erudito a Marcos Williams Herbas Camacho, Marcola: el jefe máximo de una temible banda, que dirige el narcotráfico y el crimen organizado desde la cárcel de Sao Paulo.

La entrevista es la siguiente (cualquier parecido con la realidad de México es pura coincidencia):

¿Usted es del PCC?

– Más que eso, yo soy una señal de estos tiempos. Yo era pobre e invisible. Ustedes nunca me miraron durante décadas y antiguamente era fácil resolver el problema de la miseria. El diagnostico era obvio: Migración rural, desnivel de renta, pocas villas, miseria, discretas periferias; la solución nunca aparecía… ¿Qué hicieron? Nada.

¿El Gobierno Federal alguna vez reservó algún presupuesto para nosotros? Nosotros sólo éramos noticia en los derrumbes de las fabelas de los cerros o en la música romántica sobre «la belleza de esas montañas al amanecer», esas cosas… Ahora estamos ricos con la multinacional de la droga. Y ustedes se están muriendo de miedo. Nosotros somos el inicio tardío de vuestra conciencia social ¿Vio? Yo soy culto. Leo al Dante en la prisión.

Leer Más