Petróleo mexicano: la otra droga de EUA

Robo de PEMEX

Empresa al fin y al cabo, aunque sea ilícita, el crimen organizado ha extendido sus redes a otras áreas antaño impensables. Se trata ahora de un sector estratégico: el de los hidrocarburos. No hablamos de gasolinas y otros derivados, sino del saqueo del “condensado” de gas natural, producto de alto valor y demanda que aquí es imposible refinar ilegalmente.

Desde hace años, se ha montado una compleja red en México y Estados Unidos mediante la cual se roban y contrabandean al norte millones de litros de ese producto petrolero. Así que Pemex presentó demandas contra más de 20 empresas estadounidenses, entre ellas la filial de Basf, que se nutrían con condensado robado por Los Zetas. Y aunque son números estimados, el daño económico de esa exportación ilegal se calcula en 3 mil millones de pesos. El saqueo podría ser mayor, pues es un problema creciente. Tanto que el propio Pemex acaba de alertar en un reporte oficial: “Los sistemas de ductos en el país están tomados, prácticamente, por bandas del crimen organizado asociadas a grupos fuertemente armados”.

El narco mexicano no sólo vive de drogas. Otra sustancia tan adictiva como la cocaína encandila a los cárteles y al mercado mundial: el petróleo y sus derivados.

Esto es bien sabido en los tramos más desolados de la frontera norte, donde el crimen organizado ha tomado por asalto al menos una parte de la riqueza del subsuelo nacional que pertenece a Petróleos Mexicanos (Pemex): los condensados de gas natural, hidrocarburos de alto valor y demanda en el mundo, en especial en Estados Unidos.

Leer MásPetróleo mexicano: la otra droga de EUA