Rotación del núcleo de la Tierra acaba de detenerse para invertirse

Un nuevo estudio sugiere que el núcleo interno de la Tierra desacelera e invierte su dirección de rotación. Un fenómeno geológico capaz de alterar la duración de nuestros días. Según un artículo publicado el lunes en la revista Nature Geoscience, el núcleo terrestre puede estar disminuyendo su rotación, alterando su dirección respecto a la del planeta.

Rotación del núcleo de la Tierra acaba de detenerse(1)

Estas conclusiones parten del análisis a las mediciones de ondas sísmicas que viajan por el núcleo interno de la Tierra. Esencialmente constituido por hierro, el núcleo interno de nuestro planeta se ubica a unos cinco mil kilómetros de la superficie y se mueve libremente. Esto es posible gracias a que está flotando en la “envoltura” líquida del núcleo externo.

La realidad es que la comunidad científica no se pone de acuerdo sobre el mecanismo exacto de esta rotación. La información conocida sobre el movimiento del núcleo se basa en el análisis de las ondas sísmicas, mismas que viajan por el centro del planeta. Dos investigadores de la Universidad de Beijing, Xiaodong Song y Yi Yang, analizaron el comportamiento de estas ondas en las últimas seis décadas.

Inversión en la rotación del núcleo de la Tierra.

A grandes rasgos, concluyeron que la rotación del núcleo “casi se detuvo en 2009”, antes de reanudar la marcha en sentido contrario. “El núcleo central de la Tierra ejecuta un movimiento de rotación respecto a la superficie terrestre en cierto sentido, tras lo cual deja de girar e invierte ese sentido. Esto se parece al movimiento de un columpio”, explican los científicos estimando que un ciclo completo dura aproximadamente siete décadas.

Según los investigadores, si el núcleo de nuestro planeta fuera perfectamente esférico y conservara su estructura a lo largo del tiempo, se esperaría que cada serie de ondas sísmicas se comportara exactamente igual. Toda vez que ese núcleo no es una esfera perfecta, los científicos emplearon las diferencias de forma y comportamiento presentes en las ondas para medir los cambios suscitados en las profundidades del planeta.

Durante el análisis, los investigadores observaron que, hasta 2009, el núcleo de la Tierra aparentemente aceleraba su rotación respecto a la del manto y la superficie terrestre. Esto es un indicio de que, si pudiéramos observar el núcleo desde la superficie, lo veríamos girando lentamente “hacia delante”. Sin embargo, ese año la rotación empezó a amainar.

Entonces, según las mediciones obtenidas por Song y Yang, si hoy pudiéramos observar hacia el núcleo ya no lo veríamos girando. Y es que su desplazamiento es muy parecido a la velocidad de rotación en la superficie. El antepenúltimo cambio en la rotación habría tenido lugar en la década de 1970. Y, según los autores del estudio, la próxima inversión en la rotación del núcleo terrestre tendrá lugar en la década del 2040.

Inversión en la rotación del núcleo de la Tierra

Alteración en la duración del día.

Estos cambios en la rotación del núcleo terrestre se traducen en alteraciones a la duración de los días. Además, son capaces de generar pequeñas variaciones en el tiempo que el planeta demora en completar una vuelta sobre su propio eje. Pese al impacto que una inversión de rotación en el núcleo pueda tener, hasta ahora se desconoce algún efecto que represente peligro alguno para la humanidad. Contrario a lo que sucedería con una inversión del campo magnético, que realmente sería devastador.

“Las personas suelen aferrarse a la idea de una inversión inminente del campo magnético de la Tierra. Aquí hablamos de algo distinto, con un impacto pequeño en el que la duración de un día podría variar alrededor de una décima de milisegundo por año”, explica el geólogo Bruce Buffet, de la Universidad de California. Sin embargo, también advierte que no se tiene certeza sobre lo que sucede en el centro de nuestro planeta. Especialmente porque resulta complicado medir estas pequeñas alteraciones en las ondas sísmicas y el campo magnético.

Te puede interesar.

2 comentarios en «Rotación del núcleo de la Tierra acaba de detenerse para invertirse»

Deja un comentario