Manuel Buendía: el crimen que conmocionó a México

La tragedia de Manuel Buendía es otro ejemplo, entre muchos, de que exponer o combatir criminales puede llevarte a la tumba. Especialmente en Latinoamérica, donde los agentes del orden y periodistas arriesgan el pellejo por igual. A menudo, el trabajo de un reportero resulta incluso más peligroso ante la ausencia de seguridad. El panorama de los periodistas asesinados no ha cambiado desde hace décadas: decenas mueren cada año y la situación continúa lacerando a la sociedad.

Manuel Buendía periodista mexico(1)

Así terminó Manuel Buendía. Este periodista mexicano se hizo conocido por sus reportajes de investigación en el diario Excélsior. Desde este periódico con sede en la Ciudad de México, Buendía documentaba la corrupción y el narcotráfico en el país. El trabajo que realizaba en su columna «Red Privada», incomodaba a los criminales.

En aquellos párrafos expuso las redes de corrupción que entrelazaban funcionarios públicos para enriquecerse ilícitamente. A lo largo de su carrera, como autor y columnista del periódico, Buendía abordó una diversidad de temas. Sin embargo, su admirable labor periodística culminó prematuramente en 1984. Lo asesinaron a balazos y, durante varios años, su crimen quedó impune.

Orígenes de Manuel Buendía.

El 24 de mayo de 1926, Manuel Buendía nace en la ciudad de Zitácuaro, Michoacán. Su interés por la labor periodística inició a temprana edad. A los 14 años empezó a trabajar en una publicación periódica financiada por un partido político. Su primer trabajo como reportero llegó varios años después, cuando empezó a documentar para el periódico La Prensa.

Frase de Manuel Buendia

Eventualmente, Manuel se hace de un puesto de tiempo completo en La Prensa y se queda varias décadas. Es en estos años donde adquiere el gusto por cubrir notas policiales y el día a día de la política. Buendía no sólo se ganó la simpatía de los lectores, también ingresó al radar de los funcionarios del gobierno que se mantenían al tanto de sus exclusivas.

En una columna diaria, Manuel Buendía elaboraba un resumen de los sucesos más importantes en el gobierno mexicano. A menudo, exponiendo los tratos corruptos que los políticos hacían bajo el agua.

Red Privada y su carrera en Excelsior.

A principios de la década de 1960, el nombre de Manuel Buendía ya era reconocido en el ámbito periodístico. Esto lo llevó a escribir para otras publicaciones, principalmente en Excélsior, uno de los diarios más importantes en la Ciudad de México. Tras varios años trabajando para La Prensa, el periodista publicó su primera columna en 1957. Se llamaba «Red Privada«, una publicación que continuó en Excelsior.

periodista del periodico Excelsior

Rápidamente los lectores se escandalizaron por las revelaciones de la columna política. Ante lo riesgoso del trabajo, Manuel Buendía empezó firmando con nombres falsos para guardar su identidad. En determinado momento Red Privada se publicaba en 200 periódicos de todo México.

Periodista incómodo.

La enorme exposición hizo que el periodista cosechara una audiencia más amplia. El hombre no sólo denunciaba las corruptelas en la clase política mexicana. En determinado momento investigó la injerencia de los Estados Unidos en México a través de la Agencia Central de Inteligencia (CIA).

Uno de los casos más emblemáticos reseñados por Red Privada se publicó en 1982. Manuel Buendía escribió sobre una serie de asesinatos acaecidos en la Ciudad de México. Un crimen que se apoderó del interés de los lectores tras el hallazgo de varios cadáveres en las alcantarillas. En esta publicación, el periodista responsabilizó directamente a un alto mando policial. Todo lo escrito contradecía a la información oficial.

Un año después, Manuel Buendía publica un libro titulado «La CIA en México». La obra abordaba la presencia de agentes estadounidenses en territorio mexicano. Para el populacho, que solía informarse con versiones oficiales repetidas en las televisoras alienadas, las revelaciones del periodista pintaban la realidad.

El asesinato de Manuel Buendía.

Todos los perjudicados por el trabajo periodístico de Buendía lo consideraban una piedra en el zapato. En una de sus últimas publicaciones, Manuel reveló la complicidad entre algunos funcionarios públicos y narcotraficantes de alto rango. Los involucrados, principalmente del gobierno, se sintieron amenazados y pusieron precio a la cabeza del periodista.

Periodico Excélsior

El 30 de mayo de 1984, Manuel Buendía recibió cuatro balazos por la espalda, uno en la cabeza, y perdió la vida. Los cobardes asesinos lo siguieron hasta un estacionamiento, donde lo ejecutaron antes que pudiera subir al automóvil. El asesinato conmocionó al país y, obviamente, surgieron sospechas sobre los responsables.

Todo apuntaba a que un funcionario en el gobierno ordenó la ejecución a causa de Red Privada. La investigación del asesinato de Manuel Buendía condujo hasta un alto funcionario del gobierno. Irónicamente, su muerte expuso todavía más la enorme corrupción que el periodista expuso en vida. Dejaron enfriar la situación durante cinco años antes de poner un fin al caso. Eventualmente, el propio investigador encargado de resolver el homicidio de Manuel Buendía terminó tras las rejas.

¿Quién mató a Manuel Buendía?

Ante la repercusión mediática del caso, el presidente Miguel de la Madrid encomendó una investigación especial. Al frente de estos esfuerzos se encontraba José Antonio Zorrilla Pérez, que también encabezaba la Dirección Federal de Seguridad (​DFS). Supuestamente el presidente no lo sabía, pero Zorrilla Pérez era el autor intelectual del asesinato de Manuel Buendía. El 13 de junio de 1989, tras un enfrentamiento, las autoridades lo arrestaron y acusaron formalmente por el crimen.

José Antonio Zorrilla Pérez
José Antonio Zorrilla Pérez.

La versión oficial es que Zorrilla encomendó a un sicario el asesinato del columnista político. Pérez no sólo era el principal investigador del caso, también fue uno de los primeros en la escena del crimen y confiscó toda clase de documentos en la oficina del periodista. El investigador ni siquiera buscaba pruebas, solo deshacerse de los hallazgos de Manuel Buendía.

Aunque se le vinculó con otro homicidio, José Antonio Zorrilla Pérez recibió una condena de 36 años en prisión por el asesinato de Manuel Buendía. Y en 2013 recuperó su libertad. La vida y obra de este memorable columnista político sirve de inspiración para el próximo documental de Netflix: Red Privada ¿Quién mató a Manuel Buendía?, que se estrenará el mes próximo.

Artículos relacionados:

2 comentarios en «Manuel Buendía: el crimen que conmocionó a México»

Deja un comentario