Los inconvenientes de mis nuevos ojos – Creepypasta

He llevado gafas prácticamente desde que tengo memoria. Mi visión siempre fue deficiente, pero al paso de los años se deterioró al punto de no poder distinguir un dedo frente a mi nariz. Cierta ocasión, mientras estaba en el trabajo, mis gafas se cayeron y terminaron en pedazos. En aquel momento tomé la firme decisión de someterme a la famosa cirugía LASIK. Pasé varias semanas en Internet investigando el procedimiento y buscando una clínica.

hombre rostro fragmentado

Tras una serie de estudios de rutina, me hicieron la cirugía y tenía unos ojos nuevos. Cuando finalmente me permitieron abrirlos, casi me caigo del asiento. Frente a mí estaba el cirujano que me había operado, pero bañado en sangre con el cráneo abierto. Tenía múltiples fracturas expuestas en los brazos y algunos dedos cercenados.

“¿Hay algo malo?”, preguntó. Al decirle lo que estaba viendo, me recomendó ir a casa y reposar para que lo llamara al día siguiente.

Supuse que había sido algún tipo de alucinación producto de mi imaginación, desconcertada por el entorno en alta definición que podía apreciar con mi nueva vista. Seguí la recomendación del médico y a la mañana siguiente lo llamé por teléfono. La asistente atendió la llamada y lo que dijo me dejó boquiabierto. Aparentemente, el médico se había accidentado en su automóvil y terminó muerto. Claro, me pareció muy extraño haberlo visto completamente ensangrentado varias horas antes de su muerte, pero me convencí de que fue una simple coincidencia.

Dos semanas después, mientras caminaba por la calle, vi de frente a un individuo con manchas rojas por toda su camisa, como si lo hubieran baleado. Estaba lleno de agujeros, pero parecía totalmente relajado. Le pregunté si necesitaba llamar a emergencias, me observó con extrañeza y simplemente siguió su camino. Aquella tarde lo vi nuevamente en las noticias. Había muerto en un tiroteo durante un robo a mano armada.

Sólo entonces me di cuenta que mi nueva visión me permitía ver la forma en que morirían las personas poco antes de que sucediera. Decidí guardar el secreto, no se lo diría a nadie. Ni siquiera a mí esposa. Desde entonces, me he topado con varias personas que parecen muy lastimadas y, generalmente, trato de advertirles. A veces funciona, pero otras ocasiones es inútil. Imagínate que un completo extraño te aborde diciendo que puede predecir tu muerte.

mujer con capucha

Hace una semana, mi esposa propuso que pasáramos el fin de semana en la cabaña de sus padres en una zona alejada de la ciudad. Dijo que prepararía una carne asada para pasar tiempo de calidad juntos, sólo nosotros dos. En los últimos meses hice muchas horas extras en el trabajo, por lo que nos distanciamos un poco y ésta era la oportunidad perfecta para fortalecer la relación.

Acepté felizmente y, mientras ella empacaba todo, me preparé. Sin embargo, esta mañana al despertarme me miré en el espejo y me llevé una terrible impresión.

“¿Todo está bien, amor?”, preguntó mi esposa. Le dije que sí mientras forzaba una sonrisa para no preocuparla.

Me dijo que iría a esperarme al auto y salió del baño, le respondí que iba en un minuto.

Volví a analizar mi reflejo en el espejo y observé un pequeño río de sangre que descendía desde el sitio donde se había incrustado el atizador para carbón en mi sien.

3 comentarios en “Los inconvenientes de mis nuevos ojos – Creepypasta”

Deja un comentario