Contratos de muerte

Dicen que cuando morimos, la vida pasa ante nuestros ojos, pero esto no es cierto. Soy joven, y tengo cáncer, eso me ha hecho sensible al mundo espiritual, o eso creo, porque ya he visto ambos lados de la moneda.

miedo

La mañana del pasado lunes, me desperté mareado, sintiendo mucho dolor y comencé a vomitar por lo que terminé cayendo de la cama, la quimioterapia está acabando conmigo. Pero cuando estaba en el suelo me di cuenta de algo muy extraño en la habitación del hospital donde me internaban, todo parecía en color sepia, la habitación estaba sucia, muy sucia. Era como si nadie hubiera estado ahí en años.  Como no conseguía ponerme de pie, me incliné sobre la cama y me levante, pero con mucha dificultad. Me sentía muy vulnerable con esa vieja bata verde y con mi trasero expuesto.

Continuar…Contratos de muerte

La leyenda de Peak Of Loneliness

Esta es la historia de tres jóvenes: Tomas, Sandra y Agustín. Que desaparecieron sin dejar rastro hace ya tres años, y todo lo que la policía consiguió encontrar al final de la investigación, fue una cámara y una grabadora. Eran dueños de un blog donde publicaban videos propios. En general, se trataba de cuentos y leyendas sobrenaturales de las que intentaban probar su veracidad, siempre filmando sus «aventuras». Agustín era el camarógrafo, mientras que los otros dos «presentaban».

 

Su último post en el blog fue sobre la leyenda de Peak of Loneliness, un pequeño pueblo al estilo del viejo oeste en un desierto EE.UU.. La leyenda dice que nadie puede permanecer por más de siete días en esta ciudad. Los tres decidieron que esa sería su próxima «aventura». Así que viajaron hasta allí llevando su equipo de filmación y su camioneta.

Continuar…La leyenda de Peak Of Loneliness

Líbranos de todo mal

Al igual que muchos que se mudan para la Ciudad de México, me siento desplazado, y también extrañamente asustado. Vengo de una ciudad al interior de Michoacán, soy diseñador, y me siento orgulloso de ello, a diferencia de mis padres, quienes me decían que tenía una imaginación muy fértil, nunca creyeron en mí, cuando yo veía cosas absurdas y sin sentido, ellos decían que eran cosas en mi cabeza, pero tal vez simplemente no quisieron ver.

cepillo

Al lugar al que me mudé, es modesto, es un edificio en la delegación Gustavo A. Madero, el alquiler está a un buen precio, considerando que estoy cerca del centro de la ciudad. Pero a pesar de todo lo que me encanta este lugar, ya no puedo vivir aquí.

La semana pasada me di cuenta de que una familia de coreanos vive en el quinto piso del edificio, y eran como mínimo una familia extraña, no sé por qué, pero estoy seguro de que las marcas en la piel de la niña, no eran de sol, parecían cicatrices, que siempre estaban ahí, el problema fue que terminaron por inquietarme.

Continuar…Líbranos de todo mal

La verdadera historia de KND: Los chicos del barrio

¿Sabes cuál es la verdadera historia detrás de los dibujos animados de «KND: Los chicos del barrio«?

KND: Los chicos del barrio

Esto es un poco más complicado de explicar, porque casi todo el dibujo no es más que farsa, un truco hecho por la mente de un paciente, truco nada fácil de entender, y que la mayoría de las veces pasa desapercibido.

Continuar…La verdadera historia de KND: Los chicos del barrio

Puertas

Me adoptaron. Nunca llegue a conocer a mi verdadera madre, quizá una sola vez, pero era muy pequeño para recordarlo. Sin embargo, amé a mi familia adoptiva. Eran muy buenas personas conmigo. Comía bien, dormía en una casa cálida y confortable, e incluso me dejaban dormirme hasta altas horas de la noche.

puerta

Te contaré rápidamente sobre ellos: primero, está mi madre. Nunca le dije “mamá” ni nada parecido; para mí simplemente era “Julia”. Nunca le molestó que la llamara así, y creo que tampoco se daba cuenta de ello. Era una mujer muy amorosa, para empezar, creo que fue lla quien recomendó que me adoptara. A veces me colocaba a su lado mientras veía la televisión y acariciaba mi espalda con sus uñas. Era una de esas madres ‘de película’.

Continuar…Puertas

El espacio de la Fe

Un evento intrigante y muy bizarro sucedió a mediados de 1995 aquí en mi cuidad. En México, incluso con el avance de la televisión, era muy común que los hogares tuvieran un aparato de radio para escuchar música y a veces los noticiarios. Sin embargo, en mi zona, todos mis amigos y algunos conocidos teníamos la costumbre de escuchar las radios piratas. Normalmente la calidad del sonido era pésima y las conversaciones hablaban sobre el equipo y otros asuntos respecto a cómo hacer un programa de radio propio.

El espacio de la Fe

Sin embargo, algunas radios eran más “undergroud” y acostumbraban a tocar rock pesado, muy raro y con una pésima calidad de audio. Pero nuestro favorito era “El espacio de la Fe”.

Continuar…El espacio de la Fe