Hacer comentario

4 Reacciones

  • Bueno, si sus bromas son así de salvajes y peligrosas, no entiendo por qué sus acciones serias en la guerra y el terrorismo asustan a tantos. Si el humor en su cultura es altamente violento, ¿Qué podría esperarse del resto de su idiosincracia?

    Aunque, también habría que pensarse que no todos los mexicanos somos los típicos y consabidos borrachos, mujeriregos, cobardes, pusilánimes e idiotas que se conocen públicamente en el resto del mundo. No necesariamente éstas muestras de bromas definen a toda la muestra poblacional.

  • Al que le sonaron con un objeto largo contundente y al soldado que le aventaron un bidón yo no le veo nada de broma, fue una agresión con todas sus letras.