5 Personajes históricos con historias interesantes

Cuando se estudia la historia, de vez en cuando en el muro que nos separa del pasado se abren pequeñas ventanas que nos permiten observar los matices de eventos particulares y personajes que contrastaron del resto. Son relatos de individuos únicos bajo circunstancias extraordinarias.

personajes historicos interesantes

Estas historias nos muestran que el pasado es mucho más complejo, mucho más perturbador y mucho más increíble de lo que cualquiera puede imaginar. Desde el “chico langosta” hasta una exposición zoológica humana, descubre algunas historias interesantes de las que nunca has escuchado.

 

Los crímenes del “chico langosta”.

“Chico langosta” era el apodo que recibió Grady Stiles Jr., un varón que nació en el estado de Pittsburgh, Estados Unidos, en 1937 como el último en un linaje de “hombres langosta” que daban espectáculos en circos donde exhibían una deformidad congénita conocida como ectrodactilia, donde los dedos de la mano se fusionan en dos partes como las “pinzas de una langosta”.

grady chico langosta

Grady Stiles Jr. en la infancia.

El caso de Stiles era bastante severo pues, además de las manos, también presentaba ectrodactilia en los pies, motivo por el que no podía caminar. La mayor parte de su vida utilizó una silla de ruedas, pero también aprendió a utilizar la parte superior de su cuerpo para impulsarse sobre el suelo con una agilidad impresionante.

Limitado por estas deformidades, Stiles creció confinado al mundo de los circos, por lo que no resulta sorprendente que en la juventud se enamorara de otra trabajadora circense llamada Maria Teresa, una mujer que había hecho carrera en el circo desde muy temprana edad.

La pareja se casó y tuvo dos retoños, pero las cosas empezaron a ponerse mal cuando Stiles empezó a beber y, combinado con la fuerza en la parte superior de su cuerpo, empezó a mostrar un comportamiento abusivo para su esposa e hijos.

 

Grady Stiles se convierte en un asesino.

Cuando la hija adolescente de Stiles, Donna, se enamoró de un chico que su padre no aprobaba, asesinó a su yerno a sangre fría en vísperas de la boda. Durante el juicio, Stiles admitió sus acciones y dijo no sentir remordimiento de ningún tipo, pero señaló que posiblemente no podrían encarcelarlo pues ninguna prisión podía adaptarse de forma adecuada a su discapacidad, así lo sentenciaron a 15 años de libertad condicional y le permitieron regresar a casa.

Grady Stiles asesinato periodico

A pesar que se divorció durante el juicio, por razones que nadie conoce ni es capaz de comprender (incluso dentro de la familia Stiles), su primera esposa volvió a casarse con él en 1989.

Cuando la mujer regresó a su vida conyugal con el “chico langosta”, los golpes se volvieron cada vez más severos y, algunos años después del reencuentro, la mujer pagó US$ 1,500 a un joven de 17 años llamado Chris Wyant para que lo matara a balazos, llevando así la historia de Stiles a su fin.

Ninguno de los responsables negó haber asesinado a Stiles. Durante el juicio, la esposa habló largo y tendido sobre la historia de abusos. “Mi esposo terminaría asesinando a mi familia”, le dijo a la corte, “estoy convencida de eso en lo más profundo de mi corazón”.

 

La mujer que sobrevivió al Titanic (y a otros dos naufragios).

Violet Jessop, dependiendo de la perspectiva, es la mujer más afortunada o desafortunada que alguna vez existió. De lo que no queda duda es que posee una de las historias más interesantes que hayas leído.

violet jessop

Jessop trabajaba como camarera de transatlánticos, iniciando su carrera a bordo del Orinoco en 1908 cuando tenía apenas 21 años. En 1910, cuando trabajaba para la empresa White Star Line, fue enviada a bordo del RMS Olympic, uno de tres cruceros clase Olympic creados por la compañía.

Un año después, cuando Jessop aún laboraba a bordo de la embarcación, colisionó con un buque de guerra británico llamado HMS Hawke mientras cruzaban un reducido estrecho. Aunque ambos buques resultaron damnificados por el choque, las embarcaciones no quedaron completamente destruidas y no hubo muertes que lamentar.

 

Señorita insumergible.

Mientras el Olympic era enviado a reparación, Violet fue enviada a otra embarcación de la White Star Line, un buque hermano del Olympic, hablamos del célebre RMS Titanic. Jessop se encontraba a bordo cuando el Titanic impactó contra un iceberg y se hundió, pero fue capaz de llegar hasta un bote salvavidas y salir ilesa.

titanic pintura

A pesar de estos dos accidentes en el océano, Jessop no tenía intenciones de abandonar su trabajo en los mares, y durante la Primera Guerra Mundial trabajó como camarera de la Cruz Roja a bordo del HMHS Britannic.

Lo habían convertido en un barco hospital y transportaba soldados heridos al Reino Unido cuando se encontró con una mina alemana en el Mar Egeo y se hundió. Mientras escapaban del buque en un bote salvavidas, Jessop y otros pasajeros por poco y son succionados por las aspas propulsoras del barco, escapando por casi nada de la muerte, afirmando así su reputación como “Señorita insumergible”.

 

La exhibición del zoológico humano.

Ota Benga fue un pigmeo miembro de la tribu Mbuti que nació en el bosque Ituri del Congo en 1883. Benga se casó muy joven y tuvo dos hijos, pero sus anhelos por llevar una vida normal fueron sesgados cuándo, en algún punto a finales de la década de 1890, tropas coloniales belgas cruzaron por la villa donde habitaba matando a toda su familia mientras él se encontraba fuera, cazando.

Ota Benga dientes afilados

Ya sin familia y sin tribu, Benga quedó sin rumbo y sin un lugar en la sociedad donde había crecido. Por increíble que parezca, las cosas más trágicas en la vida de Benga todavía estaban por acontecer.

Poco después de la muerte de su familia, Benga fue capturado por comerciantes de esclavos y obligado a trabajar en una granja industrial. Fue allí que, en 1904, Benga se convirtió en un auténtico descubrimiento para un hombre de negocios estadounidense llamado Samuel Verner que, dicho sea de paso, poseía creencias racistas sobre la evolución.

Este sujeto creía que Benga, con su baja estatura, piel oscura y dientes afilados como parte de un ritual cultural, era un “eslabón perdido” entre los humanos y nuestros ancestros evolutivos. Así, intercambió a Benga por un saco de sal y un rollo de tela.

 

Un humano de exhibición.

El grupo de Verner rápidamente llevó a Benga a San Luis, Estados Unidos, donde se convirtió en un auténtico éxito de la Exposición Universal de San Luis en 1904. Tras aquella exhibición, Benga retornó brevemente a África, donde se volvió a casar, pero regresó a los Estados Unidos después que su segunda esposa muriera por la mordida de una serpiente.

Ota Benga en exhibicion en el Zoologico del Bronx

Ota Benga en exhibicion en el Zoo Bronx.

Allí, lo colocaron en el recinto de los simios del Zoológico del Bronx, donde lo exhibían como parte de una exhibición sobre evolución humana presentada por la Sociedad Antropológica de Nueva York. El clérigo negro de la localidad quedó horrorizado por aquella exhibición y demandó la liberación de Benga. Además, presionó al gobernador para que forzara al zoológico a dar por terminada la exhibición del zoológico humano.

Benga vivió en Virginia durante algún tiempo, trabajando en una plantación de tabaco. En 1914 decidió regresar a África, pero cuando la Primera Guerra Mundial estalló, fue incapaz de hacerlo.

El 20 de marzo de 1916, deprimido por creer que jamás sería capaz de regresar a casa, Ota Benga se suicidó disparándose al corazón, poniendo fin a la historia más triste de esta lista.

 

La primer supermodelo americana, que terminó sus días en un manicomio.

Referirse a Audrey Munson simplemente como una supermodelo es una injusticia, pues además fue un icono de la Gilded Age, modelo artística de renombre y una actriz de cine cuya historia se destaca entre el resto.

audrey munson

De hecho, esta mujer fue la modelo para muchas esculturas icónicas en la ciudad de Nueva York, incluyendo a la estatua Civic Fame, situada en la parte superior del Municipal Building. Quizá la más hermosa estatua que inspiró fue la ubicada en Straus Park.

Nacida en Rochester, Nueva York, en 1891, Munson se mudó a la ciudad de Nueva York cuando todavía era una adolescente. El escaparate de una tienda en la Quinta Avenida fue el primer sitio donde un fotógrafo descubrió su joven belleza.

Esto llevó a Munson a trabajar con varios fotógrafos y escultores, quienes se vieron encantados por su altura, su fotogenia y sus rasgos “neoclásicos”. Esta fama también la condujo a interpretar varios papeles en películas mudas de la época.

A pesar de ser una figura popular, Munson recibía pequeñas compensaciones y no fue capaz de ahorrar lo suficiente para sostenerse después que su estrella se apagó. Para la década de 1920, su popularidad había caído bastante por lo que ella y su madre se mudaron al norte de Nueva York.

 

Una estrella que se apaga.

Sin ahorros para mantenerse, Munson consiguió un trabajo como camarera. Fue durante esta época que empezó a mostrar indicios de enfermedad mental, como su insistencia en que la llamaran “Baronesa Audrey Meri Munson-Munson”.

Estatua en Straus Park, NY modelo Audrey Munson

Estatua en Straus Park.

Culpaba de su caída al pueblo judío, y su discurso antisemita la llevó a entrar en contacto con la Cámara de Representantes de los Estados Unidos, insistiendo en que crearan una ley para protegerla de “los hebreos”.

A los 40 años, Munson se asentó en la localidad de Ogdensburg, cerca de la frontera con Canadá. Allí, se convirtió en residente del St. Lawrence State Hospital, donde vivió durante algunos años.

Hacia el final de su vida, el hospital desplazó a Audrey para hacer espacio a nuevos pacientes y la llevó a un asilo de ancianos. Eventualmente, Audrey Munson terminó regresando al St. Lawrence, donde murió a los 104 años de edad.

 

El hombre que revolucionó la medicina y fue ridiculizado por ello.

Ignaz Semmelweis fue un médico que hizo grandes progresos en la medicina, con aportaciones que se mantienen vigentes incluso en nuestros días, aunque en la época fue rechazado y ridiculizado por sus ideas.

Ignaz Semmelweis retrato

En 1847, mientras laboraba en una clínica de maternidad en Viena, el Dr. Ignaz Semmelweis descubrió una tendencia perturbadora: las madres que daban a luz morían en cantidad debido a un misterioso padecimiento conocido como “fiebre puerperal”.

Semmelweis se propuso determinar la causa de estas muertes, y empezó por observar las discrepancias entre dos salas de maternidad del hospital, encontrando que las mujeres tratadas en las salas de los doctores estaban muriendo a un índice de cinco veces más que las tratadas en las clínicas de parteras.

Semmelweis tuvo el talento para notar que la diferencia entre los médicos y las parteras era que los doctores practicaban autopsias además de traer bebés al mundo, y a menudo pasaban de un procedimiento a otro.

 

Los inconvenientes de vivir entre ignorantes.

Postuló la hipótesis de que los médicos esparcían material de los cadáveres a las pacientes en la sala de maternidad, y concluyó que frenando esa ruta de transmisión, se podía detener la diseminación de la fiebre.

estatua a Ignaz Semmelweis en Budapest, Hungría

Estatua de Ignaz Semmelweis en Budapest, Hungría.

Semmelweis también fue pionero en desarrollar medidas de desinfección, en la mayoría de las cuales aplicaba cloro. Tras implementar esas simples políticas que las salas de maternidad necesitaban para mantenerse limpias, e indicar que los médicos debían lavarse las manos, los casos de fiebre puerperal disminuyeron de forma dramática.

Pese a demostrar que la desinfección reducía la mortalidad a menos del 1%, las técnicas de Semmelweis fueron rechazadas por la mayoría de los doctores en esa época, pues les parecía un insulto que se tuvieran que lavar las manos.

Las constantes críticas y el acecho de la comunidad médica provocaron que Semmelweis tuviera un colapso nervioso que lo llevó a un asilo mental, donde eventualmente murió en 1865. La ironía de esta historia es que muchos historiadores creen que murió de sepsis, la misma cosa que mató a todas esas madres en las salas de maternidad.

Historia
  • BK-201 Dic 4, 2017

    Genial aporte

  • Royalteck Dic 5, 2017

    Pobre Semmelweis, otro genio entre tarugos.

  • Rayo Najera Dic 7, 2017

    Los inconvenientes de vivir entre ignorantes.

  • maquinangel Dic 8, 2017

    Muy buen post. Que trágico lo de Ota Benga.

Comentar el artículo.