25 grandes ciudades producen 52% de los gases de efecto invernadero

En el mundo, 25 grandes ciudades son responsables por la emisión del 52% de los gases de efecto invernadero (GEI), al menos entre 2005 y 2016. La impactante conclusión es de un estudio que evaluó información de 167 ciudades en 53 países, incluido México. En la lista figuran metrópolis como Tokio, Shanghái y Moscú. Los pormenores de esta investigación se publicaron en el periódico científico Frontiers in Sustainable Cities.

emision gases efecto invernadero(2)

Top ciudades en emisión de gases de efecto invernadero.

La inclusión de estas ciudades en la investigación partió de una base de datos de representatividad de área urbana y distribución regional. Esto abarca metrópolis y zonas urbanas de amplia extensión. Durante el estudio, los investigadores monitorearon las ciudades con altas emisiones de gases de efecto invernadero tanto en países desarrollados como en vías de desarrollo.

Resultando de particular interés los centros urbanos asiáticos como Shanghái, Suzhou y Handan. Aunque también europeos como Estambul, en Turquía, o Moscú, en Rusia.  El estudio señala que las gigantescas emisiones provenientes de países ricos (léase Estados Unidos, Japón y Alemania) implican “cuestiones relevantes de equidad”.

“Las consecuencias del cambio climático, como los fenómenos meteorológicos extremos, pérdida de la biodiversidad y los grandes incendios se sufren en todo el mundo. Pero, las regiones más pobres posiblemente resulten las más vulnerables a estas consecuencias”, advierten en el estudio.

top ciudades GEI
Sectores que contribuyen a la emisión de GEI en las ciudades alrededor del mundo.

Norteamérica, Europa y Australia poseen emisiones per cápita más altas que la mayoría de áreas en desarrollo. La única excepción la encontramos en China, que sigue considerándose un país en vías de desarrollo. Aquí, ciudades como Yinchuan, Dalián y Urumchi presentaron emisiones de GEI per cápita similares a las de centros urbanos en países desarrollados.

Principales responsables.

El estudio advierte que las principales fuentes de emisiones de GEI se encuentran en la energía estacionaria y el transporte por carretera. La primera contribuye con entre 60% y 80% de las emisiones totales en ciudades norteamericanas y europeas. Allí se incluye la quema de combustible y el uso de electricidad en complejos industriales, comerciales y residenciales.

En aproximadamente una tercera parte de las ciudades monitoreadas, más del 30% de las emisiones totales de gases de efecto invernadero se hicieron en el transporte carretero. Sectores como el de las vías navegables, aviación y transporte ferroviario aportaron el 15% de las emisiones totales.

“Al dividir las emisiones por sector podemos priorizar para reducirlas en edificios, procesos industriales, transportes y otras fuentes”, explica en un comunicado Shaoqing Chen, investigador de la Universidad Sun Yat-sen y colaborador del estudio. Los investigadores también analizaron la evolución en las emisiones de GEI en 42 ciudades que disponían de datos rastreables en la línea del tiempo.

Aprobados y reprobados.

Entre 2005 y 2016, 30 de esos centros urbanos redujeron sus emisiones totales. La mayoría de estas ciudades se ubican en Europa y América. Como ejemplo tenemos a París (Europa) y Sídney (Australia). La reducción per cápita también estuvo presente en Bogotá (Sudamérica), Oslo (Europa) y Seattle (Norteamérica).

ciudades emision GEI
(a) Emisiones totales de gases de efecto invernadero. (b) Emisiones per cápita de las 167 ciudades.

Desafortunadamente, las emisiones de GEI se dispararon en otras ciudades durante el mismo lapso. Johannesburgo, Curitiba, Río de Janeiro y Venecia resultaron con los mayores incrementos per cápita en las emisiones totales. La ciudad con peor evaluación en lo que respecta a la emisión total anual es Río de Janeiro. El común denominador es que la gran mayoría están en países en vías de desarrollo, donde tecnología obsoleta demanda un alto consumo de energía para sostener las industrias.

Metas más ambiciosas.

Según el estudio, sólo 13 de las 167 ciudades evaluadas establecieron objetivos rastreables para reducir la emisión de GEI. Mientras tanto, 68 ciudades incluyeron varios tipos de gases en la “lista negra”. Y otras 40 estipularon metas de neutralidad respecto al uso de carbón.

El Acuerdo de París busca limitar el calentamiento global a 1.5 °C para el fin de este siglo. Para los investigadores, lograr esa meta requiere que “las ciudades abandonen el camino de la industrialización dependiente de los recursos y adopten un desarrollo sustentable impulsado por la innovación”.

Además, señalan que las ciudades deben ser más ambiciosas y estrictas con sus metas de mitigación. “En determinada etapa, la intensidad del carbón es un buen indicador para ‘descarbonizar’ la economía y proporcionar mayor flexibilidad a ciudades de rápido crecimiento económico con aumento de emisiones. En el largo plazo, es esencial sustituir las metas de mitigación de intensidad por metas de mitigación absoluta. Sólo así alcanzaremos la neutralidad global del carbón para 2050”, advierte Chen.

Artículos relacionados:

2 comentarios en “25 grandes ciudades producen 52% de los gases de efecto invernadero”

  1. La teoría de Olduvai establece que la civilización industrial actual tendría una duración máxima de cien años, contados a partir de 1930. De 2030 en adelante, la humanidad iría poco a poco regresando a niveles de civilización comparables a otros anteriormente vividos, culminando dentro de unos mil años (3000 d. C.) en una cultura basada en la caza,tal y como existía en la Tierra hace tres millones de años, cuando se desarrolló la industria olduvayense; de ahí el nombre de esta teoría,planteada por Richard C. Duncan basándose en su experiencia en el manejo de fuentes de energía y por su afición a la arqueología.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *