Video muestra a la estatua del Diablo siendo develada en Detroit

El pasado sábado 25 de julio, el Tempo Satánico develó la estatua de Baphomet, cuya “inauguración” estaba programada para llevarse a cabo en un lugar secreto en Detroit, la mal afamada ciudad del estado de Michigan, en los Estados Unidos. Hace algunos días el grupo satánico había puesto a la venta en su sitio oficial boletos de entrada para quienes desearan darle “una bienvenida” a la estatua homenaje al diablo.

estatua Baphomet

El grupo mantuvo la ubicación del lugar en secreto hasta el último momento antes de que iniciara el evento, y casi a la medianoche informó a todos los que habían adquirido entradas que el evento tendría lugar en el centro de la ciudad. No hay información sobre la cantidad de personas que participaron en el evento.

Este es el momento en que develan la estatua.

Pese a que los organizadores hayan prohibido las fotografías y filmaciones, una persona presente en el lugar pudo grabar el momento exacto en que dos integrantes del grupo develan la figura. Inmediatamente el usuario de Vine y Twitter publicó el video en sus perfiles de redes sociales. Todavía no se sabe con seguridad el punto exacto donde quedará la estatua, pero el grupo satánico mostro interés por dejarla en Arkansas. Inicialmente la estatua se planeó para ser colocada al lado del Monumento de los Diez Mandamientos que se encontraba en el Capitolio de Oklahoma; sin embargo, el monumento cristiano deberá ser retirado impidiendo que la estatua satanista sea colocada en el lugar.

 

El hombre que descubrió el lugar.

Consciente de que la estatua sería revelada en Detroit en algún punto de la ciudad, el productor ejecutivo de una iglesia llamada Iglesia Militante, Mathew Pearson, comenzó a recorrer las calles acompañado de un equipo y encontró el lugar donde supuestamente tenía lugar el evento. Él hizo la grabación que puedes ver en el video arriba y la publicó en su perfil en Twitter. La ceremonia originalmente sería realizada en un restaurante de Detroit, pero el dueño del lugar decidió cancelar el evento, fue entonces que el grupo satanista informó que mantendría en secreto el nuevo lugar y lo revelarían apenas a quienes compraran los boletos (que costaban entre 25 y 75 dólares estadounidenses).

 

La estatua de San Miguel.

Al cerciorarse de que el evento tenía lugar en ese punto, Pearson y compañía decidieron colocar una estatua de San Miguel Arcángel como una forma de protesta muy cerca del punto donde los satanistas se reunieron. También en su perfil de Twitter, Pearson publicó la foto con la siguiente frase: “la Iglesia Militante sacó a la luz la estatua de Miguel para que Satán recuerde al que lo lanzó del cielo”.

La decisión del Templo Satánico, el grupo satanista que decidió construir y develar la estatua que pesa más de una tonelada y media, generó mucha polémica entre los grupos evangélicos de Detroit, que salieron el sábado a protestar contra el evento. En Twitter un pastor de nombre Dave Alexander Bullock publicó una foto mostrando que estaba “protestando contra el Diablo”, mientras que en el perfil del Templo Satánico, pocas horas después de terminado el evento, publicaron: “la inauguración dio lugar a una multitud enormes de personas que nos apoyaron mientras el histérico pastor (Alexander) protestaba a millas de distancia y en la lluvia”.

Parece un capítulo de Los Simpson.

Hacer comentario

19 Reacciones