Líbranos de todo mal

Al igual que muchos que se mudan para la Ciudad de México, me siento desplazado, y también extrañamente asustado. Vengo de una ciudad al interior de Michoacán, soy diseñador, y me siento orgulloso de ello, a diferencia de mis padres, quienes me decían que tenía una imaginación muy fértil, nunca creyeron en mí, cuando yo veía cosas absurdas y sin sentido, ellos decían que eran cosas en mi cabeza, pero tal vez simplemente no quisieron ver.

cepillo

Al lugar al que me mudé, es modesto, es un edificio en la delegación Gustavo A. Madero, el alquiler está a un buen precio, considerando que estoy cerca del centro de la ciudad. Pero a pesar de todo lo que me encanta este lugar, ya no puedo vivir aquí.

La semana pasada me di cuenta de que una familia de coreanos vive en el quinto piso del edificio, y eran como mínimo una familia extraña, no sé por qué, pero estoy seguro de que las marcas en la piel de la niña, no eran de sol, parecían cicatrices, que siempre estaban ahí, el problema fue que terminaron por inquietarme.

La semana pasada me puse a pensar que tal vez sus padres la golpeaban, pero nunca los vi hacerlo, así que hable con el encargado del edificio para preguntar en que apartamento vivían, porque quería actuar, pero me respondió groseramente y me dijo que no me “entrometiera” con esas personas porqué eran peligrosas.

Eso bastó para que fuera a la policía, si aquel encargado de porquería no hacía nada, yo sí que lo haría. Al llegar a la estación me encontré con el padre de la niña, él estaba sentado en una mesa de al lado, atendiendo a una señora, me miró sorprendido, y en seguida sonó su teléfono, él atendió, mientras yo aprovechaba la distracción para darme media vuelta y tragarme mis palabras.

Ese día creí que la niña no era herida por nadie y que pronto estaría bien, ya que sus padres eran inocentes, y no maltratarían a la pequeña.

En fin, estaba satisfecho con la historia que yo mismo deduje e hice a un lado mis suposiciones para concentrarme en mi trabajo, yo estaba trabajando en mi apartamento diseñando un superhéroe, para una empresa de marketing. Eran alrededor de tres de la tarde cuando oí un gruñido infantil  procedente del pequeño parque de juegos, estaba tan cansado de mirar a aquella mesa de luz… que fui a la ventana de la cocina, que estaba cerca de unos árboles, para tomarme un respiro.

Y allí estaba, la niña de las cicatrices siendo llevada por una dama, cruzando el parque, realmente era una señora muy vieja, tenía la piel muy pálida y seca, sus ojos eran profundos y vestía de forma muy modesta, no parecía ser la abuela de aquella niña. Intrigado, seguí observando la escena.

La anciana llevó a la niña a una casita de madera que estaba junto a un muro, este separaba al edificio de la calle, ya que yo vivo en el segundo piso, podía ver casi todo, los juguetes, las dos sillas en miniatura, una mesa y una estantería llena de muñecas desvencijadas. La anciana era muy baja, parecía tener un metro y medio de altura, para que pudiera ponerse de pie en el interior de aquella casita. Le dijo algo a la chica y de repente se arrodilló, puso su mano sobre la cabeza de la niña y parecían estar rezando. Con mucha curiosidad continúe mirando lo que estaba sucediendo, era una escena muy inusual. Momentos después de terminar de orar por la niña, la anciana sacó una bacía de algún lado,  que ya debía estar dentro de la casa, y fue entonces que lo peor que te puedas imaginar aconteció….  No, ella no ahogó a la niña.

La mujer estaba allí, ahora agazapada, y tenía un balde a la izquierda, probablemente con agua, del interior de la cubeta sacó un cepillo de alambre con mango, quitó el vestido amarillo de la niña, y luego comenzó a mover el cepillo por su cuerpecito. La niña no lloraba, no hacía nada, simplemente se quedó mirando a la señora, no lo mencioné antes, pero esta niña apenas tiene tres años de edad.

Cuando vi las primeras gotas de sangre fluir a través de la piel de la niña, corrí para enfrentar cara a cara a aquella vieja, baje las escaleras, crucé el parque y comencé a jadear, porque estoy gordo, pero aun así nada me detendría de salvarla. Llegué a la pequeña casa, y el interior se veía como si hubiera sido la escena de un asesinato. Allí estaban la vieja y la niña, rodeadas por una Biblia, un rosario y un cubo con jabón y sangre. Salté encima de la anciana, y le arrebaté de las manos el cepillo, ella gritó “¡Demonio, Demonio!” y luego huyó cojeando.

Llamé a la policía, a una ambulancia, al cuidador y a la madre de la chica que trabajaba en una tienda de ropa en la calle de al lado, la madre de la joven dijo que la señora era la niñera de Isadora desde que era una bebé, y que era una fanática religiosa, que decía que todos eran el demonio, que vivía al otro lado de la ciudad y que no tenía teléfono o forma de contactarla.

Pero yo sabía que estaba cerca, porque el otro día cuando estaba caminando por la calle de la plaza, vi a una señora muy pequeña, con un rebozo negro y un pañuelo en la cabeza. Esto era común en esta parte de la ciudad, teniendo en cuenta el calor. Pero esta señora en particular tenía sangre en sus zapatos… Podría tratarse de cualquiera, pero tenía la certeza de que era aquella vieja sádica.

Seguí caminando, mientras ella permanecía sentada de espaldas a mí en un banco. Pasé por su lado, pero al mirar hacia atrás no estaba allí, empecé a caminar más rápido, y llegué a un cruce de peatones, cuando estaba cruzando la calle, el rebozo de la dama estaba a mi lado, con la cabeza hacia abajo. Tomó mi mano con mucha fuerza… Fue entonces cuando escuche lo que serían sus últimas palabras.

Amen.

Creepypasta

Artículos Relacionados

  • yanimeacuerdo Feb 28, 2013

    wtf? no le entendi…que paso? o esta incompleto?

  • marino Feb 28, 2013

    El final, lo dejas a la imaginacion de cada quien hery??

  • Juan Feb 28, 2013

    que p e d o ?? no ma mes hery esto es suspenso y no mama-das!

  • Fco. Tobareñas Feb 28, 2013

    sus ultimas palabras fueron… pinch3 g0rdo ponte a dieta para que no te canses en las escaleras

  • Martin Feb 28, 2013

    muy bueno henry

  • Adrián Lozano Feb 28, 2013

    Me quedo con la frase “porque estoy gordo”, pinche cometamales JAJAJÁ

  • DIEZZ Feb 28, 2013

    me quede frito la verdad mi que torturas a una niña de 3 años con un cepillo de alambre no no no para quemar a la ruca con leña verde me cae jajaja

    corrí para enfrentar cara a cara a aquella vieja, baje las escaleras, crucé el parque y comencé a jadear, porque estoy gordo. jajajajajaja

  • Ruffles Feb 28, 2013

    Muy bueno!! 😀

  • CHURPIAS Feb 28, 2013

    SI NO LA CONTROLAS NI LA USES

  • yanimeacuerdo Feb 28, 2013

    entonses como estuvo? el final o la historia, porque no le entendi ni ma-dr-es

  • alexpiporrito Feb 28, 2013

    me dejaste en suspenso no mas faltaron los comerciales!
    como en las novelas de telerisa
    estubo chida la historia como quiera
    pero cuales fueron sus ultimas palabras!!!! se murio la viejita o que pdo.

  • Dizko Feb 28, 2013

    Extraño de Marcianadas este tipo de historias, las de terror,fantasmas y la mano peluda, deberias de poner mas seguido este tipo de historias 🙂

  • Hunter Feb 28, 2013

    <<< Leyendo otra vez el texto para saber donde esta el acertijo.

  • Fernando823 Feb 28, 2013

    Excelente relato.

  • Dano Mar 1, 2013

    Ajá, tu final cortado pésimo!

  • Andres Mar 1, 2013

    La ultima palabra de la vieja fue “Amen” y le dio un paro cardiado??? o que pex?

  • Pedro Rios Mar 1, 2013

    El final no fue que dijo Amen sino “No Mamen!”

  • Felix Mar 1, 2013

    Lo que entendí (dentro de mi imaginación), cuando dijo Amén (así sea) y lo tomó de la mano, se puede inducir que los dos fueron arrollados por algún vehículo (estaban justo en el paso peatonal, no?) Era como el ángel de la muerte, y fue así como se libró del gordo que no dejaba exorcizar a la Isabela.

  • Jaocagomez Mar 1, 2013

    Felix tiene razon, lo atropellaron por culpa de ella, se murieron los 2 probablmente…

  • bto_fk Mar 1, 2013

    Es como una ma ma da de pingüino. Trinche historia…

  • EL MORO Mar 3, 2013

    LA VERDAD, AQUNUE ES ALGO DIFERENTE A OTRAS HISTORIAS QUE HAS PUBLICADO, ME GUSTO….ME VOY POR LA EDUCCION DE FELIX, SE LOS CARGO A LOS DOS…TA WENA…HAY QUE VER EL CORTO, QUIEN LO FILMA? JAJAJA

Formulario de comentarios

Send this to friend