10 consejos para cuidar la salud de su hígado

El hígado es uno de los órganos más vitales de nuestro cuerpo, neutraliza las sustancias nocivas que provienen del medio ambiente (incluyendo drogas y alcohol)  que se producen en el cuerpo. El hígado sintetiza las proteínas sanguíneas que produce la bilis y realiza muchas otras funciones en distintas partes del cuerpo. Es por eso que el hígado juega un papel clave en el metabolismo en el cuerpo. Hasta la fecha, la ciencia aún no ha aprendido a generar la función del hígado por medios artificiales. Así que para tratar de proteger a este órgano importante, les dejamos algunos consejos muy útiles que le ayudarán a mantener un hígado sano.

1.- Ingerir Nutrientes

Frutas y Verduras

Las Vitaminas, minerales y otros componentes en los alimentos son esenciales para el funcionamiento normal de todos los sistemas del cuerpo, incluyendo el hígado. El cuerpo reacciona y sufre por falta de nutrientes. Así que no te olvides de comer todas las frutas y las verduras (brócoli, pimientos, fresas, espárragos, coliflor, limones, repollo, espinacas, guisantes verdes, naranjas, pomelos, tomates, frambuesas, apio, menta, perejil), etc.

2.- Beber agua limpia

Agua Limpia

El agua potable es uno de los principales factores de la salud del hígado (y el cuerpo). Beba agua limpia, o agregue una taza de jugo de medio limón. El jugo de limón estimula al hígado a liberar las toxinas y el agua muestra estas toxinas a través del sistema excretor.

 

3.- No sea ansioso

Ansioso

Las Enfermedades del hígado y las vías biliares suelen ir acompañados de  trastornos neuro-psiquiátricos. El hecho es que la intoxicación es una manifestación común de la neurastenia.

Los siguientes síntomas psicológicos y físicos son perjudiciales para el mantenimiento del hígado: ira inmotivada, la falta de moderación en la emoción, la fatiga física y mental, el resentimiento, la desconfianza. Un estudio revelo que los pacientes con los síntomas anteriores, posteriormente se quejan de dolor de cabeza, sensación de pesadez en la cabeza, mareos, sensación de pesadez en el corazón, palpitaciones, alteraciones en la esfera sexual. Así que si han aparecido estos síntomas, es posible que desee revisar su hígado.

 

4.- No comer comida basura o chatarra

comida basura

Comer grasas y comidas picantes, hacen que el hígado funcione en el modo de fuerza mayor. Una grasa procedente de alimentos sobrecarga el hígado y por ende desarrolla una enfermedad.

Además, es importante recordar que otra gran carga es el hábito de comer antes de acostarse, ya que que los procesos metabólicos en reposo se retrasan y el hígado tiene que estimular el metabolismo.

 

5.- Comer cebollas, ajo y brócoli.

verduras

Estos productos son perfectamente limpios para el hígado y todo el cuerpo. Ellos promueven la liberación natural de las toxinas, lo que reduce la presión sobre el hígado. Las cebollas y el ajo contienen tales nutrientes de las plantas que descomponen los depósitos de grasa en el cuerpo, así como contribuyen a la eliminación de bacterias y hongos del cuerpo.

 

6.- Generar una limpieza en sus alimentos

lavar verduras

Lave las frutas y verduras antes de comer, especialmente las importadas, compradas en las tiendas. Incluso en el período de maduración y cosecha estos productos son tratados con productos químicos que son tóxicos. Si estas verduras y frutas están mal lavadas, entonces todos estos productos químicos irán directamente hacia el hígado.

 

7.- Comer más fibra

Fibra

La fibra ayuda a promover los alimentos a través del tracto digestivo, previniendo la ocurrencia de la putrefacción. La falta de fibra en los alimentos conduce al hecho de que el 90% de colesterol y ácidos biliares se reabsorban y vuelvan a entrar en la sangre, esto significa un estrés adicional para el hígado, lo que reduce su capacidad para utilizar la grasa. ¿Cuánta fibra necesitamos? Los nutricionistas creen que el requerimiento diario es de 5 a 25 gramos, pero es mejor no caer por debajo de los 15 gramos.

 

8.- Evite el consumo de medicamentos innecesarios

Pildoras

Usted debe tratar de evitar el consumo innecesario de medicamentos. Según estudios extendidos, las “píldoras mágicas” no son buenas, esto está permitido sólo en casos muy extremos. Intente con terapias alternativas como la homeopatía y la medicina popular tradicional.

 

9.- No beber alcohol en exceso

Alcoholismo

El alcohol se descompone en el cuerpo con dióxido de carbono y agua. El límite diario de alcohol en el cuerpo debe ser de 20 gramos. Si supera esta dosis, en el hígado se acumulará un exceso de productos de desintegración del alcohol. Estos compuestos destruyen la membrana celular de los hepatocitos (células del hígado), mediante el cual el contenido de las células como una “consecuencia” puede provocar una respuesta inflamatoria.

 

10.- Tome exámenes de prevención

Exámen Médico

El factor de riesgo más importante para el cáncer de hígado en todo el mundo es la hepatitis crónica B o C. Debe de tomar conciencia de todo lo que consume en su cuerpo, siga los consejos anteriores para evitar en un 30% problemas como estos.

Una vacuna contra la hepatitis B se desarrolló en la década de 1980. Los expertos en salud recomiendan la introducción de la vacuna a todos los niños y adultos que están en alto riesgo.

Actualmente no existe una vacuna contra el VHC, pero la prevención de la hepatitis C se basa en la comprensión de los mecanismos de infección.

Una de las principales fuentes de infección durante algún tiempo eran productos de la sangre para transfusión. En los países desarrollados, toda la sangre donada se está probando para la hepatitis y el riesgo de infección a través de la transfusión de sangre es muy poco.

Trucos & Tips

Artículos Relacionados

Formulario de comentarios

Send this to friend